Consejos para evitar dolores de espalda en los niños

Ocho normas para que los niños tengan una espalda sana

¿Por qué es tan importante cuidar la espalda desde la infancia? Sólo tenemos una espalda y es para toda la vida. No es sustituible, por lo que es muy importante mantenerla sana y fuerte, y saber cómo realizar todas las actividades diarias sin que sufra. El objetivo de la Fundación Kovacs es ofrecer unos consejos básicos para que los niños sepan cuidar mejor su espalda y así mantenerla sana para evitar dolores en la infancia y enfermedades crónicas en la edad adulta.

7 consejos para mantener la espalda de los niños sana

niña piscina

Aquí tienes una serie de consejos para evitar futuros dolores de espalda de los niños:

1. Tu hijo debe mantenerse físicamente activo y evitar estar todo el día sentado. De lo contrario, su musculatura perderá fuerza y aumentará el riesgo de sufrir dolores de espalda.

2. El niño debe hacer ejercicio habitualmente. Nadar, correr o montar en bicicleta son actividades deportivas adecuadas para que se ponga en buena forma física. Los ejercicios de gimnasio pueden lograr que, además, la musculatura de la espalda sea potente, resistente y flexible.

3. Enseña a tu hijo a calentar los músculos antes de hacer ejercicio y que haga estiramientos al terminar. Si compite en algún deporte, que siga estrictamente los consejos del entrenador para evitar tener problemas de espalda. 

4. Para transportar el material escolar:

- Evita que tu hijo cargue más del 10 por ciento de su propio peso. Por ejemplo, si pesas 30 Kg, sólo puedes cargar 3 Kg.

- Intenta que transporte el menor peso posible y deja en casa (o en las taquillas del colegio o del instituto), todo aquello que no vaya a necesitar.

- Si puede, que utilice una mochila con ruedas y cuyo tirador tenga una altura regulable. Si no, utiliza una mochila de tirantes anchos y pásalos por ambos hombros. Que lleve la mochila pegada al cuerpo y relativamente baja (en la zona lumbar o entre las caderas, justo por encima de las nalgas). Evita que la lleve en la mano como si fuera una cartera. 

5. Mantén una buena postura: Cuando tenga que estar sentado:

- Que se siente lo más atrás posible en la silla y que mantenga el respaldo recto.

- Que mantenga la espalda relativamente recta y los brazos o codos apoyados.

- Cuando estudie, que se siente de la manera descrita y si va a estar sentado mucho tiempo, que use un atril.

- Si el mobiliario escolar le impide sentarte correctamente, habla con el  profesor .

- Si usa el ordenador, coloca la pantalla frente a sus ojos y a la altura de tu cabeza. Debe acercar la silla al teclado lo máximo posible, de forma que no tenga necesidad de inclinarse hacia delante.

6. Evita que duerma boca abajo o estar boca abajo cuando esté acostado. Si no puede dormir de otra manera, intenta que lo haga de costado.

7. Evita el reposo. Si a tu hijo le duele la espalda, que no se acueste, porque un reposo superior a 48 horas hace que los músculos de la espalda pierdan firmeza y tono, y puede incrementar el dolor. 

Fuente consultada: (Recomendaciones de la Organización Médica Colegial y la Fundación Kovacs para preservar la salud de la espalda de los escolares.)