El cáncer de mama y la fertilidad de la mujer

Cómo quedar embarazada tras un cáncer de mama. Entrevista a Armando Tejerina

Armando Tejerina GómezDoctor en Medicina y Cirugía

Gracias a los últimos avances médicos, una mujer diagnosticada de cáncer de mama puede quedarse embarazada y dar el pecho a su bebé, siempre que su lesión no fuera de alto riesgo, es decir, de suma agresividad biológica.

El director del Centro de Patología de la Mama y presidente de la Fundación Tejerina, el ginecólogo Armando Tejerina, asegura que las nuevas técnicas en cirugia conservadora de la mama y los avances en crio-conservación de óvulos para fecundación in vitro abren un amplio abanico de posibilidades a las mujeres jóvenes para ser madres tras un cáncer de mama.

La fertilidad de la mujer y el cáncer de mama

Mujer con prueba de embarazo 

Los tumores malignos en la mama son cada vez más frecuentes y aparecen en edades más tempranas. El cáncer de mama y, sobre todo, sus tratamientos pueden influir negativamente en la fertilidad de la mujer. Algunos ciclos de quimioterapia pueden inducir estados menopaúsicos no reversibles en mujeres por encima de 35 años. Pero ahora, es posible en mujeres jóvenes crio-preservar óvulos para posibles futuras gestaciones mediante fertilizaciones in vitro. Será necesario esperar un tiempo prudencial de, al menos 3 años, para que la mujer pueda quedarse embarazada.

Haber padecido un cáncer de mama no impide una gestación futura en la mujer. Si bien, es necesario esperar un tiempo de unos 3 años para poderse quedar embarazada con un mínimo riesgo, tras haber finalizado los tratamientos oncológicos complementarios, y desde que esté libre de enfermedad. 

El cáncer de mama y la lactancia materna

La lactancia materna, actualmente, tiene menos importancia de lo que pensábamos hace años. Pero es verdad que puede prevenir parcialmente la aparición del cáncer de mama, cuando ésta se realiza en edades jóvenes. No es lo mismo una lactancia en una mujer de 24 años que una lactancia con 38 años por motivos endocrinológicos. Si se tienen hijos en edades tempranas, alrededor de los 24 años, y la madre prolonga la lactancia por encima de los 3 meses, puede disminuir el porcentaje de cáncer. Pero cuando la lactancia se hace alrededor de los 40 años, ese factor protector disminuye. 

Se puede dar de mamar después de haber padecido un cáncer de mama. Sería importante que la mujer diera de mamar a su hijo durante tres o cuatro meses. Está demostrado que esta práctica no agrava su situación, pero tienen que ser pacientes cuyo grado de afectación secundaria en un futuro sea bajo. 

Cómo afecta el cáncer de mama a la sexualidad de la mujer 

La modificación plástica en algunos casos y los tratamientos oncológicos asociados pueden afectar a la sexualidad de las mujeres jóvenes. La cirugía conservadora o la reconstrucción post-mastectomía (bien inmediata o en diferido), logran paliar los problemas estéticos. Los modernos tratamientos de quimioterapia con soporte de medicación para evitar náuseas y vómitos, suponen un gran avance para evitar los efectos secundarios. La facilidad de utilización de pelucas o postizos hace que el problema de la alopecia sea de mínima relevancia.

Vídeo explicativo de cómo influye el cáncer de mama en la fertilidad de la mujer

Marisol Nuevo. Redactora de Guiainfantil.com