Decorar la habitación de los niños con vinilos

Cómo decorar las paredes y muebles de la habitación infantil

Yolanda Corbillón BelloDecoradora

¡Los vinilos están de moda! Y hay tantos modelos y estilos diferentes que el mayor problema que vas a tener a la hora de utilizarlos será elegir uno. Te vamos a dar unos consejos sobre cómo colocarlos y cómo retirarlos si ya le tienes colocado desde hace tiempo. Y además te vamos a explicar cómo puedes hacer un vinilo con la imagen que tú quieras.

Cómo decorar la habitación infantil con un vinilo

Niño con avión en habitación

Un vinilo decorativo es un film adhesivo con formas que vienen ya precortadas y que se colocan en una superficie lisa como paredes, cristales, madera, metales… y así crear un ambiente más personal y único. Están formados por tres capas: el vinilo, un papel protector en la parte posterior y un papel transportador o transfer en la parte anterior del vinilo para que la instalación resulte más fácil

COLOCACIÓN DE UN VINILO:

1- Preparar la superficie dónde se va a colocar que estará sin polvo o grasa. Si has pintado recientemente debe pasar al menos 2 semanas para poner el vinilo.

2- Coloca el vinilo sobre una superficie plana y estíralo. Frota con un paño seco para que consiga mayor adherencia.

3- Haz pruebas sobre la pared para asegurarte de su posición y utiliza cinta de carrocero para sujetarlo

4- Vete retirando el papel protector trasero de arriba abajo a la vez que presionas con un paño seco para adherir el vinilo a la pared. Hazlo poco a poco para que no queden burbujas.

5- Una vez colocado empieza a retirar el transfer anterior teniendo especial cuidado en las zonas en las que el vinilo sea más estrecho.

COMO RETIRAR UN VINILO:

Para retirar un vinilo decorativo debes empezar a tirar despacio de una esquina y levantarlo poco a poco. A veces, cuando el vinilo lleva mucho tiempo se puede levantar la pintura, así que para evitarlo, calienta con un secador de pelo y vete retirando poco a poco.

Cómo hacer un vinilo infantil de forma casera

Si has encontrado un dibujo que te gusta y lo quieres convertir en un vinilo puedes hacer dos cosas: llevarlo a una tienda especializada para que lo hagan ó hacerlo tú mismo siguiendo estos sencillos pasos:

1- Elige un diseño sencillo (sobre todo si es la primera vez) e imprímelo en papel.

2- Compra papel de vinilo autoadhesivo o aironfix. Lo vas a poder encontrar en varios colores y texturas y hacer combinaciones interesantes. También lo puedes adquirir transparente para colorearlo como prefieras.

3- Calca o copia el dibujo en la parte trasera del aironfix y coloréalo si es necesario. Fíjate en hacerlo correctamente para que al pegarlo no te quede del revés.

4- Recórtalo y quita la parte trasera para pegarlo. Si es muy grande utiliza la técnica de pegado explicada anteriormente.