Normas legales de adopción en EEUU

Requisitos para adoptar un bebé o un niño en EEUU

Los requisitos legales para adoptar un bebé varían en cada país. Si estás pensando en la adopción para aumentar la familia hay aspectos legales que debes conocer según el lugar donde vivas. En EEUU hay diversas posibilidades de adoptar un bebé y las normas legales las rige cada estado.

En comparación con los procedimientos de adopción en otros países, en EEUU las normas son más flexibles. Se puede optar por la adopción doméstica o dentro del propio país o por la adopción internacional y los intermediarios a través de los cuales se puede encontrar el bebé son varias, con lo que aumentan las posibilidades de adopción.

Primeros pasos para adoptar un bebé en EEUU

Niño abrazado por sus padres

En EEUU la adopción está rodeada de múltiples posibilidades. Se puede adoptar un bebé en la forma tradicional, pero también se puede acoger al menor durante un tiempo determinado. En muchos casos, la adopción también incluye cierto contacto con la familia biológica del bebé, especialmente si tiene hermanos que no han sido adoptados por la misma familia.

No existe un único lugar donde iniciar los trámites para adoptar, como ocurre en países como México, Colombia o España. Hay Agencias Públicas Nacionales que están más orientadas a la adopción de niños con problemas. En estos casos, el proceso de adopción no requiere mucho tiempo y económicamente el desembolso es de unos 2.500 dólares.

Tanto el tiempo como el dinero cambian si optas por una Agencia de Adopción Privada, un lugar donde las madres biológicas que quieren dar a sus hijos en adopción pueden elegir a la familia más adecuada para su bebé. Las familias deben pasar un examen de idoneidad y entran en una lista de espera. También se puede acudir a una Agencia de Adopción Independiente, en cuyo caso es necesario contar con un abogado para que todos los trámites se hagan de forma legal.

Requisitos para adoptar en EEUU

En EEUU las normas para adoptar relativas a la familia adoptante son menos estrictas que en otros lugares. Pueden adoptar parejas, matrimonios o personas solas que presenten garantías psíquicas y materiales para que el bebé goce de una buena calidad de vida. Sin embargo, los procedimientos para determinar si una familia o una persona que quiere adoptar es apta son más relativos que en otros países.

La edad mínima para adoptar un bebé se reduce considerablemente respecto a otros países, siendo en EEUU la edad mínima establecida para adoptar de 18 años. Esta edad puede variar en cada estado y lo mismo ocurre con los años de diferencia que debe haber entre la persona que adopta y el menor adoptado, que es únicamente de 10 años. En la mayoría de los estados están prohibida la adopción por parte de parejas del mismo sexo, pero ese impedimento se puede subsanar fácilmente al estar permitida la adopción por parte de una sola persona.