El aikido y los niños. Arte marcial

Un arte marcial para todas las edades

El Aikido es un arte marcial que tiene su origen en Japón y en el que se excluye la idea de competición y por ello no hay torneos. Su nombre hace referencia a la armonía, el camino y la energía.

Algunas voces lo denominan como 'el arte marcial de la paz',  ya que es una disciplina no violenta ni agresiva que persigue evitar la lucha intentando disuadir al adversario utilizando la defensa sin armas.

Los 5 principios básicos del Aikido infantil

Niño hace Aikido

El fundador del Aikido fue Morihei Ueshiba (1883-1969), aunque es más conocido como O-Sensei, y después de estudiar en varias escuelas de artes marciales puso en práctica la disciplina del Aikido desarrollando un arte marcial capaz de integrar a la persona en todos sus aspectos: físico, mental y espiritual. Estos son los 5 principios básicos del Aikido:

1. El Aikido es un camino de superación personal, de superación de obstáculos. 

2. Usa la mente como herramienta principal, ya que es el camino que une a todos los caminos del universo por toda la eternidad.

3. La violencia no es más que el reflejo de las inseguridades de las personas. El Aikido ayuda a controlarla. No se necesita hacer daño para defenderse

4. El camino de la fuerza y la compasión lleva a la perfección infinita.

5. Aikido significa Unión y armonía. Todos los elementos  componen un todo.

En qué consiste el Aikido para los niños

En Aikido se utiliza la propia fuerza del atacante para proyectarla de tal modo que se evita el ataque haciendo frente a agarres y golpes. Este arte marcial desarrolla un conjunto de técnicas de control y de proyección con las que se desarrolla la flexibilidad contribuyendo al mismo tiempo a mejorar nuestra postura corporal.

En el Aikido se usa el movimiento dinámico del cuerpo para neutralizan los ataques. Al ser un arte marcial que no persigue la violencia no se necesita fuerza física para practicarlo.  Además es un método de entrenamiento accesible a hombres, mujeres y niños de todas las edades, condiciones físicas y habilidades, ya que se va realizando de manera progresiva permitiendo así que cada quien evolucione según sus propias habilidades, desarrollando tanto el cuerpo como la mente.

Cristina González Hernando. Redactora de Guiainfantil.com