10 consejos de seguridad para los niños en vacaciones

Seguridad infantil durante las vacaciones de los niños

Una de las cosas que mas nos preocupan a los padres es la seguiridad de nuestros hijos, y es que ellos no son conscientes de los peligros que les acechan ya sea en la calle, en el coche, en la piscina o en casa.

Es, por lo tanto, nuestra labor como padres la de protegerles y, sobre todo, enseñarles a evitar esos riesgos. Y, si hay un período del año en el que debemos extremar la vigilancia y proteger a los niños es en vacaciones, ya que es cuando los accidentes infantiles aumentan en un 20%. En Guiainfantil.com te damos 10 consejos básicos para la seguridad de los niños en vacaciones.

Pautas básicas de seguridad para niños en vacaciones

Seguridad de los niños en vacaciones

1. En vacaciones se suelen hacer trayectos más largos en coche, es por lo tanto, necesario el uso de sillitas de seguridad ya que asegura la retención y sujeción del niño. Nunca los lleves en brazos, aunque sea un viaje corto.

2- Recuerda que las sillitas se adaptan al peso del niño. La normativa las divide según los rangos de peso, existen 5 grupos: 0, 0+, grupo 1, grupo 2 y grupo 3. Asegúrate de que tu hijo viaja en una adaptada a su peso.

3- Fíjate en la caducidad de la silla o en su estado si es de segunda mano, es preferible invertir en seguridad ya que de lo contrario no se garantiza la seguridad del niño.

4- Nunca pongas al bebé en el asiento del copiloto con el airbag activado y no sientas la tentación de cambiarle demasiado pronto para que mire hacia adelante. 

5- Asegúrate de que la silla esté bien instalada, ya que a veces las prisas o el estrés de colocarla hace que no estén bien ajustadas. Pasa lo mismo con el arnés del niño, ha de estar bien ajustado.

6- Si vas de paseo disfrutando de una tarde veraniega con tus hijos recuerda siempre las normas viales, enséñales a cruzar con el semáforo en verde y por el paso de peatones, nunca cruces por lugares no permitidos. Y nunca adelantes la sillita de paseo en un cruce.

7- En vacaciones, ya que no hay clases, los niños pasan más tiempo en casa, es entonces cuando debemos extremar la precaución. El consejo más valioso es no dejarles nunca solos o sin vigilancia de otro adulto, no caer en el pensamiento de que nada va a ocurrir.

8- Otras medidas en casa: proteger los enchufes, guardar productos peligrosos, no cocinar con el niño en brazos y, aunque haga mucho calor, no dejes las ventanas abiertas de par en par.

9- En vacaciones es muy probable que el niño pase largas jornadas en la playa o la piscina, en estos casos, nunca debemos perder de vista a nuestro hijo, ni tampoco delegar la responsabilidad de vigilarle en otro niño o un hermano.

10- Quemaduras por el sol, caídas, cortes y picaduras de insectos son algunos de los accidentes infantiles más frecuentes durante las vacaciones. Para poder evitarlos la mejor medida es la prevención y la vigilancia de los niños.