La reflexología para niños con TDAH

Beneficios del masaje para niños con hiperactividad y déficit de atención

Marta López EstrínganaReflexóloga

Se llama Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad (TDAH) a un trastorno del comportamiento que afecta a un gran número de niños en edad escolar y que se caracteriza por la presencia (con intensidad significativa y desproporcionada para su nivel de desarrollo y para la educación recibida) de uno o de los dos grupos de síntomas siguientes: 1. Dificultades para regular la atención  y 2. Actividad motriz excesiva (hiperactividad) e impulsividad.

La pregunta es la siguiente… ¿puede la Reflexología ayudar a un niño con TDAH?  Y la respuesta es sí..., puede ayudar y mucho, más de lo que nos imaginamos...

Los problemas a los que se enfrentan los niños con TDAH

Niño tumbado

Algunos niños sólo muestran déficit de atención, mientras que otros sólo hiperactividad e impulsividad (sin déficit de atención). Sin embargo, el grupo más numeroso de niños es el que presenta, conjuntamente, ambos grupos de síntomas.

El niño con TDAH tendrá problemas con la capacidad de perseverancia y voluntad, con la capacidad de controlar el tiempo interno, con la capacidad de autoevaluación, con la capacidad de automonotorización y sobre todo con la concentración y esto, sin duda, le generará estrés y ansiedad.

El peor enemigo del rendimiento cognitivo es el estrés y la ansiedad, ambas dos repercuten significativamente en la capacidad de las neuronas para aprender y para recordar lo aprendido. Con lo cual, un ambiente con estrés, condicionará la inteligencia de nuestros hijos para el resto de su vida. Existen  estudios  de la neurociencia que lo demuestran.

Nuestros muchachos están en entornos estresantes constantemente, y los escenarios de aprendizaje, tanto en las aulas como dentro de las familias, suelen ser estresantes.

Cómo puede ayudar la Reflexología a niños con Déficit de atención e hiperactividad

Son muchas las patologías que la Reflexología puede aliviar, pero el estrés y la ansiedad probablemente sea uno de los que mejor resultados se obtiene. Además, la Reflexología no puede dañar ningún sistema, no existe contraindicaciones tras practicar la terapia, siendo una terapia fantástica para niños y adolescentes...

Hay que tener claro que la Reflexología es un tratamiento complementario y nunca excluyente. El tratamiento de un niño con TDAH supone una gran inversión de tiempo y esfuerzo, y el control requiere el seguimiento de un médico y de un psicólogo o psicopedagogo, profesores de apoyo escolares o extraescolares, actividades de ocio y tiempo libre, etc, y nosotros con la Reflexología seremos un apoyo más para eliminar el estrés que provoca el TDAH en los niños al vivir en su entorno habitual.

El objetivo de la Reflexología es ir directamente a reducir la ansiedad y el estrés que el niño puede acumular. Su entorno es  muy importante, por eso para que un trabajo sea totalmente eficaz hay que trabajar también a sus padres y así poder reducir en ellos el estrés que les genera la situación. A partir de aquí, se  comprobará cómo todos se adaptan al trastorno de forma más tranquila y sin repercutir de forma negativa en el pequeño, les ayudará muchísimo en el control de conducta ante el niño y modificarán poco a poco su actuación en casa. Todos verán un pequeño cambio.

Para ello es indispensable equilibrar el Sistema nervioso y el Sistema endocrino. Esta es la solución para bajar e incluso eliminar los niveles de estrés y de ansiedad, para posteriormente regular los trastornos que producen el propio estrés.

La Familia es la pieza clave al tratar a niños con TDAH

Puedo asegurar que existen padres de todo tipo, padres con una gran actitud positiva y grandes dosis de paciencia y familias más negativas e imprudentes, pero sin embargo, todos, sin excepción de ninguno,  adoran a sus hijos y trabajan con ellos de la mejor forma que saben hacerlo. Pero, lo cierto es que los niños con TDAH pueden llegar a ser muy agotadores y estresantes, y cuando ese estrés es continuado y se une a un sentimiento de preocupación sobre su futuro, el desgaste puede afectar incluso a las personas emocionalmente más fuertes.

Por eso recordad que se trata de un proceso de desgaste que se produce por agotamiento físico más que por una debilidad psicológica personal y que contar con la Reflexología en casa, os ayudará a disfrutar más del paseo.