¿Sacrificarías tu vida por la vida de tus hijos?

Estoy convencida de que la maternidad, para muchas mujeres, es el regalo más pleno y el que más responsabilidad y compromiso demanda. También doy por hecho de que de una madre se puede esperar proezas y hechos dignos de héroes. Una madre es capaz de sacrificar su propia vida a favor de los hijos, incluso bajo los escombros de una tragedia. En Lorca, Murcia, tras el seísmo mortal que hubo hace dos días, fueron rescatados dos niños pequeños que estaban cubiertos y protegidos bajo el cuerpo de su madre muerta.

El amor de una madre

El instinto protector de una madre

¿Puedes imaginar la escena que ha vivido esta madre con sus dos hijos? Una vez asistí a un documental en que salía un suceso que más parecía un cuento. Después de sufocado el fuego en el Parque Nacional de Yellowstone de EUA., un guardabosques encontró una ave calcinada junto al pie de un árbol, en una posición algo extraña, porque no parecía que hubiera muerto por atrapamiento. Sus alas estaban cerradas alrededor de su cuerpo. Cuando el guardabosques la cogió, pudo ver a tres pequeños polluelos que salían vivos de debajo de las alas de la madre. Es verdad, una madre jamás abandona a sus hijos.

El instinto protector de una madre

En Lorca, los relatos se asemejan a esta historia. El terremoto, derrumbamientos, escombros por todos lados, una madre corriendo y buscando protección junto a sus dos hijos y luego, viendo que una construcción se le venía encima, la mujer de unos 30 años hizo de su cuerpo un abrigo y una "cueva" para sus hijos. Acabó falleciendo bajo los escombros, pero consiguió su propósito de salvar a sus niños. Fueron los chillidos y llantos de los pequeños los que posibilitaron su rescate.

El paisaje era de ruina y devastación porque tardaron unos 15 minutos en sacar el cuerpo de la madre de los escombros. Había muerto en el acto, pero los niños estaban vivos, conscientes, y con algunos cortes y golpes, aunque se encontraban bien. No todos los días se salva vidas como estas y no todos los días se conocen actos tan heroicos y dignos de tanto amor, como el de esta madre. Si vivieras una situación parecida a la vivió esta madre y sus dos hijos, ¿crees que harías lo mismo?

Vilma Medina. Directora de GuiaInfantil.com