Consejos para ver la Cabalgata de Reyes con los niños

En casi todas las ciudades de España y en muchos pueblos también, se celebra cada año la Cabalgata de los Reyes Magos, un fastuoso desfile de pajes, carrozas y personajes de cuento, que pasan ante la atenta mirada de los niños, engalanados como corresponde a unas magestades, los Reyes Magos, que traen regalos y juguetes a los más pequeños de la casa.

Cada año, en la víspera del día de Reyes, la Cabalgata de los Reyes Magos, es admirada por los niños y vivida con ilusión por los mayores. Y es que sus Majestades deslumbran, a pesar de la crisis que ha recortado el presupuesto en muchos municipios y que ha obligado a pueblos cercanos a hacer una única Cabalgata común. De cualquier manera, los Reyes Magos vendrán, a lomos de camellos y elefantes en pocos lugares, ya que los animales se han sustituído por camiones gigantes que simulan barcos, helicópteros y carrozas de las mil y una noches.

La ilusión de los niños en la Cabalgata de Reyes

Cabalgata de Reyes

Acudir a este desfile festivo con los niños puede suponer un gran estrés para los padres, debido a la incomodidad que supone abrirse paso entre la multitud, encontrar un buen sitio para que los niños no se pierdan detalle y luchar contra el frío intenso y la marea de caramelos de ida y vuelta que, al ser lanzados con fuerza, pueden causar lesiones. Por este motivo, es recomendable ir temprano a la Cabalgata y coger un buen sitio al inicio del recorrido, ya que así podrás volver a casa con tus hijos temprano, cenar un poco antes y acostarles pronto para preparar la llegada de los Reyes Magos con sus regalos.

Otra buena idea es llevarse una escalera... ¿para qué? Son muy útiles, sobre todo las cortas, al ser más manejables, para facilitar la visión del desfile para los niños más pequeños, que debido a su corta estatura, a penas pueden ver entre el público asistente. En las escaleras caben varios niños y además evitarás volver con dolor de espalda a casa después de cargar con tu hijo durante horas durante la Cabalgata.

Infórmate bien del programa de la Cabalgata de Reyes para localizar el recorrido. En la web de tu ayuntamiento, en los periódicos o en la agenda de tu municipio encontrarás toda la información referente al horario de inicio y finalización, el recorrido y otros detalles interesantes como espectáculos gratuitos para niños, entrega en mano de cartas a los Reyes o pajes...

Préparate para responder a las múltiples preguntas que te harán los niños sobre el acontecimiento. Para amenizar la espera y el paso de los carruajes, puedes contarles la historia de los Reyes Magos, el misterio de los tres sabios que entregaron al Niño lo mejor que tenían, oro, incienso y mirra, donde el símbolo de la sabiduría y el poder que representan los Magos de Oriente, se mezcla con la inocencia del Niño.

Estas historias mantendrán a los niños cerca de sus papás y evitarán que se pierdan entre la multitud al acercarse a por los caramelos, golosinas, chuches y pequeños regalos que los Reyes Magos y sus pajes tiran, lanzan y arrojan para dar la bienvenida a la gente que ha acudido a recibirles. 

Y recuerda llevar a los niños bien abrigados con guantes, gorros y bufandas ya que el frío arrecia en estas fechas y seguramente pasaréis varias horas quietos y de pie. Por esta razón, nunca está demás llevar un termo con bebida caliente, como leche con cacao o chocolate para entrar en calor y algo de comer.

No obstante, si tus niños están resfriados y prefieres quedarte en casa, la ilusión de los niños también puede vivirse en televisión. Algunas cadenas transmiten la Cabalgata de Reyes en su integridad y los niños podrán disfrutar de la magia con la misma intensidad. Y si tienes alguna buena idea para ver la Cabalgata de Reyes con tus hijos, compártela con nosotros a traves de la página oficial de GuiaInfantil.com en Facebook.

Marisol Nuevo.