Si te preocupa la espalda de tu hijo, regula el peso de su mochila

Vilma MedinaDirectora de GuiaInfantil.com

Mi hija este año va a un colegio nuevo y ayer me comentaba, con expresión de alivio, lo bueno que es tener una taquilla propia en colegio para dejar a sus libros y material escolar, y no tenerlos que llevar a casa todos los días. No me extraña que estuviera tan contenta porque ella llegó a llevar en la mochila a su espalda ¡hasta 8 kilos!, tres quilos más de lo que debería llevar de peso, para evitar malestares en su espalda.

Pautas para proteger la espalda de los niños

Niña con mochila

Que los niños lleven mochilas a su espalda no es malo, desde cuando su peso sea el adecuado. La Fundación Kovacs, que promueve la salud pública a través de la difusión y la aplicación de medidas con base científica, defiende que los niños no lleven de peso a sus espaldas, más del 10 por ciento de su peso corporal. Un peso excesivo y mal repartido (en un solo hombro), puede provocar lesiones y en consecuencia dolores de espalda y otras molestias en los niños, además de todos los costes médicos que conllevan.

Para evitar dolencias de la espalda en los niños, la Fundación Kovacs recomienda que:

- Todos los colegios, instalen taquillas en las clases de los niños.

- Los padres, así como los educadores, vigilen el peso de la mochila de los niños. Que no exceda al 10 por ciento de su peso.

- En lugar de llevar peso a la espalda, que los niños utilicen mochila con ruedas.

- Si el niño lleva mochila con ruedas, se debe ajustar el mango de la mochila a la altura del niño para que él pueda arrastrarla más cómodamente, sin tener que cargar a los hombros, brazos y a su postura.

- Si la mochila del niño es de tirantes, no debe ser llevada lo más arriba posible (entre los omóplatos), sino en la altura de la zona lumbar o entre las caderas.

- Al llenar la mochila de libros, es conveniente situar a los libros más pesados en la parte que esté más próxima y pegada a la espalda del niño.

- Los niños deben hacer ejercicios físicos a diario para fortalecer, entre otros músculos, los de la espalda.

Las malas posturas y la espalda de los niños

Aparte de las mochilas, la Fundación Kovacs también se preocupa con la postura de los niños, otro factor responsable por los dolores de espalda. Las malas posturas mantenidas durante horas en el pupitre escolar, pueden provocar dolores en las cervicales y lumbares de los niños. Más del 50 por ciento de los niños han padecido algún episodio de dolor de espalda antes de los 17 años. Por esta razón, es necesario que tanto padres como educadores enseñen a los niños a cuidar su espalda. La Organización Médica Colegial junto con la Fundación Kovacs han puesto en marcha una campaña de salud pública orientada a los cuidados que deben tener los niños con su espalda. En el Tebeo de la Espalda, el Dr. Espalda da consejos de prevención muy útiles a los niños.