Tipos de enuresis infantil

La enuresis varía según la frecuencia y el ritmo

La enuresis es la incapacidad del niño para controlar la micción nocturna a una edad en la que ya deberían controlarlo. Suele darse por una inmadurez en la vejiga, por un déficit en una hormona y, en el menor de los casos, por cuestiones psicológicas.

Considerando el momento en que el niño presenta la incontinencia de la orina, tanto la frecuencia como si se acompaña de algún otro síntoma, pueden determinar diferentes tipos de enuresis.

Cuáles son los diferentes tipos de enuresis en los niños

Tipos de enuresis en niños

1- Según el momento o el ritmo de presentación, se denomina:

- Enuresis primaria: Cuando el niño nunca ha controlado la orina. Es el caso más común (el 80 por ciento de los casos).

- Enuresis secundaria: Cuando el niño vuelve a mojar la cama tras un periodo de entre tres a seis meses de presentarse un control regular. Es decir, cuando el niño consigue controlar los esfínteres, pero pasado un tiempo, vuelve a no tener controle sobre su pis.

2- Según se acompañe o no de otros síntomas en las vías urinarias, se distinguen:

- Enuresis mono sintomática: La más habitual en la práctica clínica (90 por ciento de los casos).

- Enuresis no mono sintomática: Acompañada de otras alteraciones del control de la orina, como la incontinencia diurna o la sensación de necesidad inmediata de orinar (urgencia miccional), etc.

3- Según su frecuencia:

- Enuresis continua, cuando el niño moja la cama todos los días.

- Enuresis intermitente, cuando el niño se levanta seco algunos días, y mojado los demás días.

Al llevar al niño al especialista, es muy importante tener claro la frecuencia y el ritmo con que el niño hace pis. También es conveniente que se aporte datos sobre los hábitos y las costumbres del niño. Eso ayudará al urólogo en su diagnóstico.

En estos momentos, si es el caso, se debe dejar la vergüenza o lo que sea de lado, para poner encontrar una solución al problema del niño. Eso sí es lo más importante.