Consumir carnes crudas en el embarazo

Descubre por qué es aconsejable no comer carne cruda o poco hecha durante los meses de embarazo

Vilma Medina
Vilma Medina Directora de Guiainfantil.com

Consumir carnes crudas en el embarazo

Comer carne cruda o poco hecha, o embutidos, no es recomendable durante el embarazo. Ten cuidado con la toxoplasmosis, una infección parecida a un resfriado común, que puede provocar malformaciones en el feto y aborto en los primeros meses de embarazo. La mejor forma de prevenir el contagio por este parásito es evitar el consumo de carnes crudas o poco cocinadas como los embutidos, así como leche cruda de cabra, verduras o frutas que no estén cuidadosamente limpias. También se debe evitar el contacto con los excrementos de los gatos.