Juegos para el baño del bebé

Sugerencia de juegos con el bebé durante el baño

Leer

Juegos de espuma con el bebé

La espuma del baño puede despertar sensaciones novedosas en el bebé y estimular todos sus sentidos, tanto táctiles, olfativos, visuales... Jugar con la espuma aportará experiencias divertidas y alegres al bebé.

Jugar a chapotear el agua con el bebé

El bebé disfrutará un montón con simples juegos de movimiento del agua. Al hacerle levantar y bajar las manos y chapotear o salpicar el agua, les causará un efecto muy estimulante. El bebé podrá chapotear el agua con las manos o con algún juguete.

Asientos de baño para el bebé

Se trata de un recurso que tanto permite bañar al bebé de forma más segura y relajada, como también que el bebé juegue con las actividades incorporadas al asiento, con las que podrá disfrutar y aprender.

Jugar con un patito sonajero en el baño

El patito es un clásico en el baño del bebé. Este sonajero favorece la estimulación táctil y auditiva del bebé. Se puede empujar el patito al fondo de la bañera para que el bebé vea que el agua lo empuja a la superficie haciéndole flotar. Se debe tener cuidado con el material del juguete ya que el bebé lo llevará a la boca.

Jugar de letras con el bebé

Será estimulante para el bebé que se juegue con letras y números con él, durante el baño. Enseñarles el sonido de cada letra o número. Hay algunas letras y número que se puede pegar al azulejo del baño.

Jugar con pompas o burbujas de jabón

Será muy divertido para el bebé verle hacer burbujas con el jabón, para juego perseguirlas y reventarlas. Al pequeño le encantará intentar alcanzarlas. Será una experiencia muy curiosa para él.

Jugar con molinos de agua en el baño

Hay juegos como este molino, que despertarán el interés y la curiosidad del bebé. Le hará moverse durante el baño y le mantendrá entretenido con los movimientos que hará el agua en su juguete. Este juego está más orientado a los bebés que ya tengan una motricidad más desarrollada.

Libros para el baño del bebé

Están hechos de plástico, son multicolores y ofrecen un montón de actividades curiosas para el bebé. Hay libros que contienen pequeños espejitos, otros que salpican, emiten sonidos. Son muy estimulantes los libros en el baño del bebé.

Hacer peinados en el baño del bebé

Una sesión de peinados no estaría nada mal para divertir al bebé durante el baño. Con un poco de espuma se puede crear originales peinados en la cabeza del pequeño. Y luego, que él lo vea en un espejo.

Jugar con chorros de agua durante el baño

El bebé pasará un rato muy divertido e intrigante con los juegos que hacen chorros de agua. Se llena el juguete de agua y cuando el pequeño lo apriete, verá que sale el agua en chorros. A partir de ahí, lo querrá repetir una y otra vez.

Un masaje para el bebé durante el baño

No hay nada más relajante y estimulante para nuestro bebé que sentir la sensación de un masaje en el agua. Con las manos de mamá o de papá, el pequeño se sentirá protegido, seguro y tranquilo, y estará preparado para dormir toda la noche.

Aprender a cepillar los dientes en el baño

En cuanto salga el primer diente del bebé, se puede empezar a incluir el cepillado en el momento del baño. Se aplica una pequeña cantidad de pasta de dientes infantil en un cepillo de dientes blando para bebés y masajea con él sus encías y dientes. Será estimulante para él.

Jugar con la ducha durante el baño

Si se dispone de una ducha, el bebé pronto aprenderá a manejarla, a regarse él mismo la carita, la cabeza y su pelo, como también a probarse el agua. Le proporcionará mucho placer y diversión. Un estímulo a su tacto y paladar.