Ortodoncia infantil invisible

Alternativas a los braquets: los nuevos aparatos invisibles

Tras la caída de los dientes de leche, es recomendable que los padres empiecen a observar cómo van saliendo los dientes definitivos de sus hijos. Tener los dientes bien alineados es fundamental para lucir una bonita sonrisa y es precisamente en la infancia cuando es más fácil corregir la alineación dental, debido a que el maxilar está en formación.

Usar aparatos de ortodoncia durante un tiempo es imprescindible para conseguir una buena colocación de todos los dientes cuando hay. Los nuevos materiales invisibles que se han incorporado a los sistemas de ortodoncia infantil hacen más cómoda y estética la corrección dental para los niños.

¿Cuándo visitar al ortodoncista infantil?

Ortodoncia infantil: braquets

En general, hasta que no han salido los incisivos superiores e inferiores definitivos, el ortodoncista no debe actuar. Sin embargo, los padres deben tener en cuenta algunas recomendaciones para llevar a su hijo a la consulta de un ortodoncista en los siguientes casos.

1.Dientes de leche perfectamente alineados. A partir de los tres años, si el niño tiene los dientes perfectamente colocados y no hay espacios de deriva interdentales, es recomendable remitirle al ortodoncista porque seguramente faltará espacio para la salida de los dientes definitivos.

2.Paladar ojival. Cuando el paladar superior del niño está muy contraído, es decir, si el niño presenta un paladar ojival, puede tener problemas de espacio y alineación. Este caso también debe ser controlado por el especialista para corregirlo de cara a la salida de los dientes definitivos.

3.Deformaciones por chuparse el dedo. El hábito de chuparse el pulgardebe tenerse en cuenta porque puede dejar una mordida abierta. El ortodoncista podrá comenzar a colocarle una ortodoncia de primera fase, que son aparatos removibles, destinados a preparar el maxilar para colocar una ortodoncia fija en un futuro.

Aparatos de ortodoncia

Actualmente, existe una gran variedad de aparatos de ortodoncia en el mercado, cuya elección depende de la función que vayan a realizar.

1.Ortodoncia removible. Están destinados a la ortodoncia en primera fase, que sirve para la corrección ósea. Con estos aparatos de ortodoncia removible se puede adaptar el maxilar de los niños. Presentan la ventaja de que son aparatos de quita y pon que, generalmente, se usan sólo por la noche.

2.Ortodoncia correctora. Este tipo de aparatos son fijos y, por un lado, tenemos los braquets metálicos, que son el sistema de ortodoncia más recomendable para los niños. y, por otro, la ortodoncia estética, que ahora está tan de moda. Los conocidos braquets metálicos se están sustituyendo ahora por braquets de cristal, de cerámica o de zafiro, que prácticamente no se notan.

3. Alineadores transparentes. Existe otro tipo de ortodoncia invisible más liviana, que son los alineadores transparentes, unas férulas transparentes de quita y pon para mayores de 18 años.

4. Braquets linguales. La técnica de los braquets linguales es una alternativa muy novedosa, que consiste en colocar los braquets por la parte interior de los dientes. Presentan la ventaja de que no se notan, pero actúan igual. Los braquets internos sirven para los niños, pero se deben usar con precaución ya que provocan un poco de roce con la lengua.

Marisol Nuevo.