Qué hacer cuando el niño se orina encima

Consejos de cómo deben actuar los padres cuando su hijo se orina encima

El apoyo y la confianza son demostraciones con las que los padres pueden ayudar a sus hijos a superar cualquier dificultad por más grave que sea. El no saber controlar la orina, es decir, no conseguir frenar la voluntad de orinar, es una de estas situaciones en las que los niños más necesitan del apoyo, de la comprensión y de la ayuda de sus padres, para superarlas.

Qué no deben hacer los padres de niños con enuresis

Cuando el niño se orina encima

Además, los padres pueden seguir algunos consejos sobre lo que NO deben hacer cuando el niño se orina encima:

- Castigar y burlarse del niño por orinarse. Eso aumentará su inseguridad.

- Despertarlo durante la noche por si tiene ganas de vaciar su vejiga.

- Usar gasas o pañales. El niño se despreocupará en crear el mecanismo de despertarse cuando siente ganas de orinar.

- Restringirle los líquidos antes de dormir. Ocasionará lo mismo.

- Recurrir a la utilización de hierbas, métodos naturales, y de medicinas, sin prescripción médica.

- Desistir y permitir que el niño haga pis cuando quiera. Despreocuparse sin ayudarle a que solucione el problema.

- Proteger extremadamente al niño. El niño con enuresis debe enfrentarse a su problema.

Lo que deben hacer los padres cuando su hijo se orina encima

En algunos casos raros, el problema de la enuresis no puede ser resuelto ni por los padres ni por el médico de familia, ni por el pediatra. A veces el niño muestra síntomas de problemas emocionales, tales como la tristeza o la irritabilidad constante, o un cambio en el apetito o en los hábitos de dormir.

En esos casos se debe hablar con un psiquiatra infantil. Solamente él podrá evaluar el problema, y ayudar al niño y a sus padres a resolver ese problema.