Cómo conservar mejor las vitaminas en los alimentos

Cómo crear una dieta equilibrada para los niños

Muchas veces creemos que por dar una dieta equilibrada a nuestros hijos les estamos aportando todas las vitaminas y nutrientes necesarios para su crecimiento. Sin embargo, las vitaminas son algo muy frágil y si no sabemos cocinar o conservar adecuadamente los alimentos se perderán y estaremos dando a nuestros hijos un alimento vacío.

La luz, el calor y el aire, hacen que muchas vitaminas, especialmente la C, B6, B12 y el ácido fólico desaparezcan de nuestros productos. En Guiainfantil.com te explicamos qué puedes hacer para conservar las vitaminas en los alimentos.

Ideas para preservar las vitaminas en los alimentos que comemos

Conservar las vitaminas de los alimentos

1- Compra productos de cercanía: Cuanto más tiempo pase desde el momento de la muerte o desde la recolección menos vitaminas tendrán. 

2- Consúmelos rápido: No debes conservarlos mucho tiempo antes de consumirlos y a ser posible en la nevera, ya que las temperaturas superiores a 20 grados suelen destruir las vitaminas. 

3- Compra conservas o congelados: Si no puedes consumir frescos, mejor que sean en conserva. Aunque no son muy recomendables por los conservantes que llevan, estos mismos conservantes hacen que las vitaminas duren mucho más que los que han estado en cámaras frigoríficas mucho tiempo. Otra manera de conservar casi todos los nutrientes es comprar alimentos ultracongelados.

4- Utiliza recipientes herméticos y opacos: Los preservarán de los gérmenes y de la luz. Un truco es echarle un poco aceite de oliva a la carne para crear una película protectora.

5- Mejor crudos o al vapor: Las frutas y verduras siempre es mejor comerlas crudas, sin cortar o cocinadas al vapor. Si las hierves, ponlas en poco agua, cuando haya empezado a hervir, y tápalas. Usa el agua sobrante para hacer un caldo, ahí es donde se habrán quedado la mayoría de las vitaminas.

6- Cocina el menor tiempo posible y a baja temperatura: Las carnes y pescados mejor hacerlas en el horno o en papillote. Usa el microondas para cocinar, aunque parezca mentira, utiliza poca temperatura y los tiempos son menores. Los fritos deben ser rápidos y con el aceite muy caliente para que se cree una costra alrededor y no se escapen las vitaminas. Tampoco está mal usar la olla rápida.

7-  No pinches las verduras: Por esos agujerillos pierden más rápidamente los nutrientes.

8- Tomar los zumos al momento: Cada minuto cuenta, especialmente en los cítricos.

9- Descongela lentamente: Procura hacerlo a temperatura ambiente o en el microondas nunca debajo del chorro de agua, pierde gran parte de nutrientes.

10- Solo calienta lo que vayan a comer: Cada calentamiento hacen que los nutrientes vayan desapareciendo.

11- La fruta sin cortar ni pelar: Al cortarlas las exponemos al aire y las vitaminas se oxidan más rápidamente, además en la piel es donde están la mayor parte de ellas, así que si no te queda otro remedio que cortarlas, intenta no llevarte la parte de la carne más pegada a la piel.

Patricia Fernández. Redactora de Guiainfantil.com