Método Estivill para dormir al bebé: a favor y en contra

Método Estivill, ¿es bueno para tu bebé?

Patricia Fernández
Patricia Fernández Redactora en Guiainfantil.com

El método Estivill es uno de los más usados y polémicos de los últimos 20 años para que tu hijo aprenda a dormir solito en su cuna y habitación. En Guiainfantil.com te contamos algunos de los pros y contras que tiene el método, así podrás sacar tus propias conclusiones.

El método Estivill procede de un libro titulado ”Duérmete niño”, que escribió el médico neurólogo especialista en sueño Eduard Estivill. Este método se basa en aplicar una fórmula conductual que consiste en dejar llorar al niño a intervalos pautados, desde 1 minuto a 5 minutos máximo. El objetivo es que el bebé, siempre a partir de 7 meses, aprenda a tranquilizarse y a dormir solo. ¿Cómo lo ves?

El éxito del libro hizo que millones de padres lo llevaran a la práctica, y en un 94% de los casos, siempre que se siga al pie de la letra, funciona. El problema es que también tiene numerosos detractores, y son muchos los que alegan secuelas psicológicas fatales para aquellos niños que lo han seguido.

Argumentos a favor del método Estivill para dormir al bebé

Lo bueno y lo malo del método Estivill

1- Funciona en el 94% de los casos, siempre que se haga correctamente y los padres no cesen en el empeño.

2- A pesar de que el método consiste en dejar llorar al bebé, y este es uno de los principales inconvenientes para los detractores, lo cierto es que no es demasiado tiempo. Muchas veces seguramente le habremos dejado llorar esos minutos porque nos era imposible atenderle en ese momento.

3- No suele haber retrocesos si los padres son capaces de ser constantes.

4- No significa que el bebé no vaya a despertarse de noche, sino que tendrá un sueño con intervalos de vigilia, como todos los bebés, pero habrá aprendido a tranquilizarse solo sin tener que levantarle de la cuna.

5- Es un método rápido en tiempo, y recomendado en los casos en que los padres estén psicológicamente agotados.

Argumentos en contra del método Estivill para dormir al bebé

1- El bebé llora para ser atendido por instinto de supervivencia, así que se siente desatendido si no acudimos

2- Le puede generar falta de autoestima, ya que al sentirse abandonado intuirá que sus padres no le quieren y dejará de luchar al no obtener respuesta alguna.

3- Se basa en el sufrimiento del bebé y en el tuyo.

4- Con el llanto el bebé se estresa y esto puede provocar trastornos a la larga como depresión, indefensión, ansiedad, hiperactividad…

5- No es natural ni para los padres, ya que los padres cuando oyen llorar a su hijo quieren cogerlo en brazos, ni para el bebé, que requiere de sus padres constante atención.