Trucos de madre para cortar el flequillo a los niños en casa

No hace falta ir a la peluquería para cortarle el pelo a tu hijo. ¡Te enseñamos cómo hacerlo!

Sandra Llorente

Muchas veces, el pelo crece muy deprisa, pero no lo suficiente para gastar en peluquería innecesariamente. Quizás a tu hijo o hija le ha crecido el flequillo y le molesta un poco en los ojos, por lo que solo necesita un pequeño repaso que podemos hacer fácilmente en nuestra casa. ¿Cómo? Sigue leyendo, porque  te explicamos cómo cortar el flequillo a niños, niñas y bebés en casa, todo lo que necesitas y algunos consejos para que tus hijos estén tranquilos en el proceso.

Consejos para cortarle el flequillo a los niños

cortarle el flequillo a los niños

El flequillo es la zona más delicada del corte de pelo de los niños, principalmente por la seguridad. Está muy cerca de los ojos, por lo que es importante tener en cuenta ciertos consejos que podrían salvaros a ambos de un buen disgusto. ¡Toma nota!

1. Es importante que siempre mantengas la tijera perpendicular a la piel de tu hijo. De manera que el borde externo (que no corta) sea el que pueda topar con su rostro en el caso de que tu hijo se mueva. Nunca pongas el pico de la tijera hacia sus ojos o rostro.

2. Si tu hijo o hija tiene la edad suficiente como para entender lo que significa un corte de pelo, explícale con antelación que debe quedarse quieto cuando estés manipulando la tijera. Podéis decidir acordar una contraseña, una palabra que tu hijo puede decir si necesita moverse. No es muy recomendable que se esté entreteniendo con la televisión mientras se corta el flequillo, mucho menos el móvil o un videojuego. Podría despistarse, olvidarse de que le cortan el pelo y girar la cara, provocando un accidente. Si tiene un espejo delante, puede entender mejor que debe quedarse quieto y concentrarse únicamente en su corte de pelo.

3. Si tu hija o hijo es todavía pequeña para entender la situación, es importante que otra persona adulta te ayude para entretenerle y asegurarse de que su cara está lo más quieta posible y, muy importante, que sus manos no se muevan hasta el rostro. Un manotazo podría ser un motivo de accidente. No te arriesgues.

4. En el caso de los bebés, es importante que tu hijo o hija esté sentada en las rodillas de una persona adulta (papi, mami, abuela...) para poder tener mejor control de sus manos y su cabeza.

5. En este caso, un juguete podría ser de gran utilidad, pues mientras lo agarra puedes aprovechar a cortarle el flequillo, siempre y cuando otra persona adulta te ayude.

Materiales y técnicas para cortar el flequillo a niños y niñas

peines para cortar el flequillo

En cuanto a los materiales es importante que tengas unas tijeras especiales para cortar pelo. No intentes cortarle el pelo con otro tipo de tijeras. Además, necesitas un peine de púas finas y una capa (toalla o similar) para ponérsela en los hombros y evitar que se llene de pelos. También es aconsejable un atomizador con agua y una silla que no sea demasiado baja para que el niño esté cómodo y tú puedas cortarle a gusto el flequillo.

La técnica clásica para cortar el flequillo y el pelo es igual para niños que para niñas. Se trata de arrastrar el cabello con el peine de púas hasta llegar a la zona donde se desea cortar. El peine sirve de guía para el corte de las puntas. Esta técnica requiere algo de práctica, quizás las primeras veces no quede tan bien como esperabas, pero poco a poco lograrás hacerlo mejor.

Si el flequillo tiene ya una forma determinada, por ejemplo, recto, puedes pasar la tijera directamente. Peina primero el flequillo hacia adelante respetando su forma y seguidamente comienza a cortar las puntas siguiendo la línea imaginaria de la forma del flequillo.

Es importante aclarar que estas dos técnicas se realizan mejor con el pelo mojado. Por tanto, puedes cortarle el flequillo a tu hijo o hija tras la ducha o tener un atomizador con agua y mojarlo muy bien antes de comenzar a cortar.

Cortar el flequillo a las niñas

cortar el flequillo a las niñas

El flequillo de las niñas suele ser más corto que el resto del cabello, por lo que las reglas cambian a la hora de cortárselo. Si ya tiene un corte anterior y solamente quieres repasarlo un poco, solo tienes que seguir la forma del flequillo.

Sin embargo, si vas a empezar de cero, debes primero separar el mechón de pelo que se convertirá en el flequillo. Para ello, traza un triángulo desde el pico del arco de cada ceja hasta la zona superior de la cabeza (que suele estar a mitad entre la frente y la coronilla, aunque depende de la forma de la cabeza) Ese es el mechón que cortarás.

Asegúrate de despejar el resto del cabello hacia atrás, ya sea con horquillas o con coletas. Peina hacia adelante el mechón de cabello que será el flequillo, tras haberlo mojado previamente. Una vez que determines el largo (no olvides que al secarse el flequillo subirá), comienza a cortar el flequillo con la técnica clásica, utilizando el peine como guía. Así lograrás un flequillo recto perfecto.

Si quieres que el flequillo sea ladeado, primero deberás cortar un flequillo recto largo. Una vez que lo tengas, sepáralo en dos mechones, y péinalo hacia los lados (un mechón más grueso que el otro si la línea de la cabeza es lateral y dos mechones iguales si la línea es central). Comienza a darle forma cortando desde el punto más corto hasta el más largo. Te recomendamos hacerlo justo por encima de la ceja, para que el flequillo no quede demasiado corto.

Cómo cortarle el flequillo a un niño

cortar el pelo y el flequillo a los niños

Existen diferentes formas de flequillo para niños. El más habitual es el flequillo recto, aunque también puede ser ladeado o incluso escalado, es decir, con mechones más largos que otros. En el caso del flequillo recto, córtalo justo por encima de las cejas, ya que tienes que tener en cuenta que al secarse se subirá. Si le cortas más arriba quedará un flequillo demasiado corto. En la mayoría de los cortes de pelo de niño con flequillo recto, este se forma desde la coronilla o mollera, por lo que antes de cortar debes peinarlo primero desde esta zona de la cabeza.

En el caso de los flequillos ladeados se suelen usar en niños con el cabello más largo, y suelen empezar también por encima de la ceja escalando lateralmente hacia el tope del corte de pelo. Es decir, si tiene el pelo hasta las orejas, el flequillo debe de terminar en ese tope, no debe ser más corto.

En cuanto a los flequillos escalados, aquí la imaginación y la creatividad juegan un papel importante, también la destreza con la que cuentes para cortar el pelo. Una recomendación es buscar una fotografía en internet con un corte de pelo similar al que deseas hacerle a tu hijo o que tu hijo desea, así podrás tener una guía sobre el flequillo que te o le gusta. 

Cortarle el flequillo a un bebé

cortar el pelo al bebé

En el caso de los bebés, tanto niños como niñas, es importante utilizar otra técnica de corte de flequillo por motivos de seguridad. Los bebés mueven su cabeza impredeciblemente, por lo que es más complicado cortarles el flequillo.

En este caso, en vez de cortarlo por delante, se debe cortar por mechones, peinándolos hacia arriba y, una vez arriba en el aire, cortar sujetando el mechón entre los dedos índice y corazón (es la técnica de corte que habitualmente se usa en el resto del cabello). Si te resulta difícil calcular el largo del mechón, puedes llevarte un poco del mechón que hayas cortado primero para que te sirva de guía.

Puedes leer más artículos similares a Trucos de madre para cortar el flequillo a los niños en casa, en la categoría de Peinados - cortes en Guiainfantil.com.