Madrid busca a 76 familias para acoger niños

Tienen entre 0 y 18 años y algunos buscan familia de acogida

(28.05.2007)Los chicos están tutelados por el Gobierno regionalLa Comunidad ofrece ayudas de 1.500 a 5.000 € para atenderlos.También hay acogimientos sólo para el verano.Son chavales que cargan a sus espaldas historias trágicas que van desde los malos tratos hasta el abandono. Tienen entre 0 y 18 años y algunos buscan una familia de acogida. En total, la Comunidad tutela a 4.700 niños. De estos, un 40% son extranjeros, 1.900 están en la red de centros de la Consejería de Familia y Asuntos Sociales y 2.800 conviven con familias de acogida. No obstante, aún hay otros 76 niños que esperan un hogar.

Periodo mínimo, 6 meses

El acogimiento es una fórmula que permite a los pequeños disfrutar de un ambiente familiar mientras se resuelve su situación. «En ningún caso se trata de una adopción, puesto que los niños pueden volver con su familia biológica», explican desde Asuntos Sociales.

Son chavales de 0 a 18 años, algunos víctimas de malos tratos.Para acoger niños no existen requerimientos estrictos. Lo primero es acudir al Instituto del Menor y la Familia y presentar la solicitud. El plazo de entrega estará abierto hasta el 30 de septiembre y el periodo mínimo de acogida es de seis meses.

Ayudas de 1.500 a 5.000 euros

La Comunidad da una ayuda única de 1.500 euros y 800 más si hay un hermano a las personas que tengan algún parentesco con el niño acogido. En las familias sin parentesco la paga va de los 2.700 a los 5.000 euros.

Los 76 niños que tiene bajo su tutela la Comunidad de Madrid no son los únicos que buscan un hogar. En países conflictivos o extremadamente pobres miles de chavales esperan cada año una mano amiga que les enseñe una realidad distinta a la cotidiana.

Acogimientos de verano

Pepo Díaz quiso hacerlo con José Luis, un menor guatemalteco de 12 años cuya madre desapareció sin dejar rastro y lo dejó al cuidado de su padre y sus hermanos. José Luis vino el verano pasado gracias a la gestión de la recién nacida ONG Infancia Solidaria, que preside Pepo.

También se puede acoger un mes a niños palestinos e iraquíes.«Fue una experiencia maravillosa. José Luis volvió muy entusiasmado a su país y convencido de que tiene que estudiar para salir adelante y romper su círculo de pobreza», cuenta Pepo. Lo que más le gustó a José Luis durante su estancia fue la comida española y las piscinas. «¡No quería salir del agua!», recuerda Pepo.

Infancia Solidaria lleva a cabo gestiones para que las familias madrileñas acojan durante julio y agosto a 25 niños de Palestina y 28 del Kurdistán iraquí. Los kurdos son huérfanos y viven en orfanatos. Se dará preferencia a las familias que tengan hijos. Para el acogimiento, los padres deberán pagar 600 euros por los niños palestinos y 1.200 por los iraquíes. Más información en www.infanciasolidaria.org.