¿La miel es buena para calmar la tos de los niños?

¿Te gusta la miel? Me refiero a la miel pura, auténtica y verdadera, la miel artesanal y no a la miel que sólo tiene cara y color de miel. Mi abuela usaba la miel para todo, para hacer mascarilla facial, para suavizar el pelo y sobretodo para calmar nuestra tos. Ella también usaba la miel para endulzar el pan, las ricas empanadillas que ella hacía... en fin, para todo.

Los benefícios de la miel

La miel para calmar la tos de los niños

La miel es el mejor remedio para la tos. Eso dicen los estudios. Los científicos dicen que los componentes encontrados en la miel y reconocidos por sus propiedades terapéuticas, matan microbios y actúan como antisépticos y antioxidantes.

Cuando mi hija, de pequeña, tenía tos, yo siempre seguí el consejo de mi madre. Yo envolvía mi dedo indicador con algodón, luego lo empapaba con un poco de miel y con mucho cuidado, pincelaba su garganta. No hacía falta nada más, le calmaba la tos y ella se dormía mucho más tranquila. Yo solía hacer eso algunas veces, cuando la tos no era tan insistente. Claro que cuando la tos iba a más, yo siempre la llevaba al médico.

Si deseas dar miel alguna vez a tu hijo, lo mejor es buscar el producto en un herbolario o algún otro lugar en que puedas confiar de que el producto esté libre de agro tóxicos y pesticidas. Los médicos alertan de que la miel no debe ser ofrecida a los niños antes de los 2 o 3 años de edad. Puede perjudicar a sus dientes y a su sistema digestivo que todavía no está del todo maduro. Los médicos dicen que todavía hacen falta muchos estudios, pero que los padres pueden considerar la miel como una alternativa para el tratamiento de la tos infantil.

Vilma Medina. Directora de GuiaInfantil.com