Síntomas de déficit de vitamina B12 en los niños

Por qué es importante la vitamina B12 en el crecimiento de los niños

Estefanía Esteban

La vitamina B12 se encarga sobre todo de la producción de glóbulos rojos, indispensables para transportar oxígeno a todos los tejidos y partes del cuerpo. Pero también tiene un importante papel en el sistema nervioso y el ADN. 

El déficit de vitamina B12 es menos común entre los niños. Sin embargo, una mala alimentación puede llevar a este grave problema. ¿Quieres saber cómo detectarlo a tiempo? Presta atención a los 8 síntomas de déficit de vitamina B12 en los niños. 

Los 8 síntomas de déficit de vitamina B12 en los niños

Síntomas de déficit de vitamina B12 en los niños

Si bien es cierto que el déficit de vitamina B12 suele darse más durante la etapa adulta, hay casos que afectan a niños. La causa es, sobre todo, una mala alimentación en donde se dejan de lado las proteínas de origen animal. En el caso de una dieta vegetariana o vegana, por ejemplo, existen más posibilidades de sufrir un déficit de esta importantísima vitamina, que juega un papel crucial en el desarrollo del sistema nervioso de los niños. 

Apunta todos estos síntomas de carencia de vitamina B12 en los niños y acude al médico sis sospechas que tu hijo pudiera tenerla: 

1. Mareos. Uno de los principales síntomas de carencia de vitamina B12 son los mareos, ya que al afectar a la producción de los glóbulos rojos, el cerebro tampoco recibe el oxígeno que necesita. Evidentemente, un caso aislado de mareos no implica un problema con esta vitamina, pero si los mareos son frecuentes y además el niño sufre algún episodio de vértigos, debes consultar con el médico. 

2. Piel pálida. La falta de glóbulos rojos también inciden de forma indirecta en la piel. El resultado es una tez más pálida de lo costumbre, aunque también es un síntoma muy común de la anemia. Pero debes saber que la anemia, a su vez, también es uno de los síntomas de déficit de vitamina B12 en niños.

3. Falta de concentración. Puede haber niños con problemas de concentración por muchos otros motivos, pero has de saber que la falta de vitamina B12 hace que tu hijo sea más olvidadizo y además tenga más dificultad para prestar atención a algo en concreto. La causa es que la vitamina B12 incide directamente en las conexiones nerviosas del cerebro. 

4. Sensación de 'agujas' en el cuerpo. La vitamina B12 juega un importante papel en la firmeza de los músculos. Cuando alguien presenta un déficit de esta vitamina, suele quejarse de continuos pinchazos en los músculos. 

5. Sueño y cansancio constantes. Una cosa es tener algo de sueño por un día que tu hijo durmió menos... y otra que le veas con sueño durante todo el día. Si piensas que tu hijo duerme las horas suficientes y aún así le ves cansado, fatigado y somnoliento, tal vez sea necesario un análisis de sangre.

6. Visión borrosa. La falta de vitamina B12 también afecta a la visión. Puede que los problemas de vista de tu hijo sean normales, pero por si acaso, consulta si pueden tener algo que ver con el déficit de esta vitamina. 

7. Dolor y entumecimiento muscular. Los niños son menos propensos a los calambres y los entumecimientos musculares. Por eso, no es normal si por ejemplo tu hijo se queja a diario de dolores y entumecimiento en los músculos. 

8. Retraso en el crecimiento. Si un niño no cuenta con suficiente vitamina B12, no podrá crecer de forma adecuada. Recuerda que esta vitamina es muy necesaria para el desarrollo de los músculos. 

Recuerda que ante un déficit de vitamina B12, el pediatra te recetará un suplemento de esta vitamina y además incidirá en la necesidad de cambiar la alimentación del niño.