Receta para sobrevivir a la convivencia familiar con niños en verano

Consejos para pasar unas vacaciones de verano felices en familias con hijos

María José Padilla
María José Padilla Coach educativa

En estas fechas de vacaciones, lo que más deseamos es descansar y desconectar, sin embargo, hay una tarea de la cual no podemos ni olvidarnos ni dejar de lado, y es LA FAMILIA. Con ella, pasaremos días de convivencia y de mucho afecto (o no…). Parece que en verano la convivencia familiar resulta más complicada de la cuenta. Por eso, a continuación hemos recopilado algunos consejos que forman algo así como un receta para sobrevivir a la convivencia familiar con niños durante estas vacaciones de verano.

La convivencia familiar con niños en el verano

Lograr una buena convivencia familia con niños en verano

¿Existe algún truco para mejorar la convivencia familiar en estos días de receso? Para empezar, lo primero que hay que tener en cuenta es todo aquello que hay que evitar para que la convivencia familia sea sana. Y, principalmente, son tres cosas:

- Los insultos.

- Las faltas de respecto.

- Y por supuesto, el hábito de ignorar a los otros miembros de la familia.

Si mantenemos estos tres puntos presentes en cualquiera de ámbito de coexistencia que tengamos durante estos días de descanso, nos aseguraremos que la convivencia será:

- Empática. Estos significa que nos ponemos en el lugar del otro antes de responder.

- Cuidada. Lo cual implica que nos cuidamos los unos a los otros.

- Y por supuesto, apelamos a la actitud amorosa para realizar cualquier respuesta y acción.

Recuerda que el estrés acumulado y el cansancio generado de los meses de trabajo y las obligaciones, nos tienen en un nivel alto de reacción. Y esta situación no nos va a permitir tener una convivencia sana. Por ello, que antes de salir de vacaciones o de compartir tiempo con los tuyos, puedes hacer un cambio de actitud que incluya todos estos criterios:

- Estar en respuesta y no en reacción.

- Ser compresiva/o con el momento presente (no arrastres hechos pasados).

- Y por supuesto, respirar antes de contestar, sobretodo si la respuesta no va a ser buena.

¿Y cómo se logra estar más tranquilo en vacaciones?

Consejos para disfrutar en verano con la familia

Parece que la teoría está clara: todos tenemos bastante claro cómo se puede mejorar la convivencia en la familia: tranquilizándonos y dejando el estrés fuera de la receta. Sin embargo, a la hora de ponerlo en práctica, resulta un poco más complicado, ¿no crees? Por ello, a continuación he recogido una serie de consejos que te podrán ayudar a lograrlo con éxito.

1. Aprende a respirar
Te recomiendo que practiques respiraciones profundas cada día de tus vacaciones y de paso, empieces a crear un nuevo hábito, que te ayudará a llevar una mejor temporada una vez que vuelvas al trabajo así como de ritmo escolar y de vida familiar a la vez que la personal.

[Leer +: Técnicas de relajación para los niños]

2. No pasa nada si no se llega a todo
Por otro lado, es importante, hacer consciente a los hijos de si lo que piden en este tiempo es una necesidad o un capricho. Hacerles esta distinción también evitará conflictos entre hermanos. Y evitará posibles sentimientos de culpa por no llegar a todo lo que te demandan.

3. ¡Hasta luego, redes sociales!
Y si les invitamos a hacer un descanso de las redes sociales, también podemos aprovechar para cambiar hábitos. ¡Ojo! Que este punto solo tendrá resultado, si os ven a vosotros (como padres) respetarlo. Como siempre, el ejemplo resulta imprescindible para que haya un cambio de comportamiento real en los pequeños de la casa.

4. Hablad de emociones
Estas vacaciones serán un momento para disfrutar los unos de las otros, para mostrar sentimientos y emociones, para disfrutar unidos, o para sentiros amorosos con la compañía de abuelos, titos, primos, hermanos y padres.

Desde Guiainfantil.com esperamos que os disfrutéis En Amor y Con Amor.