Juegos para practicar el fonema 'J' con los niños

Cómo mejorar la pronunciación de la letra 'J' en los niños

Paula Pérez RoblesLogopeda

Alguno niños tienen dificultades a la hora de articular el sonido j, siendo éste distorsionado, sustituido u omitido. En esta ocasión, queremos daros algunas propuestas de juegos con el objetivo de que éstos os sirvan para automatizar el correcto punto de articulación que este fonema requiere.

Es importante que las actividades resulten lúdicas y no lleven al niño a la frustración. Para ello, os recomendamos que las llevéis a cabo en un momento en que no se encuentre cansado y que vosotros, padres, seáis los primeros que mostréis motivación e interés. Sabéis bien que si vuestra actitud es animada y demostráis que disfrutáis con los juegos, lograréis más fácilmente que vuestro hijo también se divierta.

8 juegos infantiles para la adquisición de la letra 'J'

Niño pronuncia la J

Estos ejercicios ayudarán a consolidar el punto articulatorio, por lo que sería bueno realizarlos delante de un espejo y contando en todo momento con la supervisión del adulto. A continuación os presentamos varias tareas, todas ellas con un título atractivo para que esto anime a los niños a participar.

1. Lorito: pediremos al niño que se convierta en un gracioso loro que repite todo lo que nosotros decimos. Empezaremos por sílabas (ja, je ji, jo ju y la combinación de éstas: jaja, jeji, joju,...), después pasaremos a las palabras (jabón, jarra, Jesús, jirafa, joya, junio,...) y, por último, a las frases ('Javier y Julia comen jamón', por ejemplo). Os recomendamos que comencéis con el fonema j como sonido inicial y, más tarde, lo introduzcáis en posiciones medias o finales (caja, raja, pájaro, cojo, reloj, etc.).

2. Trabalenguas: una actividad que os sacará, seguro, grandes carcajadas. 'Tengo un tío cajonero que hace cajas, cajitas y cajones, y al tirar de los cordones salen cajas, cajitas y cajones', por ejemplo. Seguro que se os ocurren muchos otros trabalenguas.

3. Cuentacuentos: podéis redactar vosotros mismos el sencillo relato y, a la hora de escribirlo, sustituir las palabras con j por dibujos. De este modo, será el adulto quien lea pero al llegar a las imágenes, el niño deberá nombrarlas. Comprobaréis que a los peques les encanta esta forma de leer un cuento conjuntamente.

4. Pelota parlanchina: por turnos y al tiempo que nos lanzamos una pelota, elaboraremos listas de palabras. 'Vamos a decir todas las palabras que se nos ocurran que empiecen por ja'.

5. Buscamos parejas: consistirá en jugar al clásico memory en el que hay que destapar tarjetas hasta encontrar las parejas de imágenes, correspondiéndose éstas con dibujos que contienen el fonema que nos interesa. Para completar la actividad, cuando se consiga una pareja, construiremos una frase con la palabra en cuestión.

6. Adivina adivinanza: diremos sencillas adivinanzas para que el niño descubra la respuesta, la cual contendrá la letra j. Ej.: 'Dos niños asomaditos cada uno a su ventana; lo ven y cuentan todo sin decir una palabra' (los ojos).

7. De oca a oca y tiro porque me toca: se elabora un tablero a modo de Oca compuesto por dibujos con el sonido j y con ayuda de un dado, los jugadores avanzan hasta alcanzar la meta. Cada vez que caigamos en una casilla, se dice la palabra que corresponda y, si lo deseamos, también se puede elaborar una frase que la incluya.

8. El libro más listo: leemos definiciones de un diccionario para que el niño adivine la palabra a la que se asocia dicha definición.

Éstas son sólo algunas ideas que os pueden ayudar pero el mayor aliado con vuestros hijos será, como siempre, la imaginación. Por eso seguro que se os ocurren muchas más propuestas con las que pasaréis ratos divertidísimos, en los que aprenderán casi sin darse cuenta.