El síndrome de shock tóxico en niñas

La higiene menstrual es básica para prevenirlo

La edad media de la aparición de la primera menstruación de las niñas son los 12 años, a esas edad todavía son niñas muy jóvenes y esos primeros meses resultan muy incómodos y molestos de llevar para una mente tan inmadura como la de una niña de 12 años.

Por eso, la higiene durante ese periodo debe extremarse. Hay que intentar concienciar a las niñas de la importancia de cuidarse a partir de ese momento, y ofrecer las alternativas de absorción de la menstruación más adecuada para cada edad.

El síndrome de shock tóxico es una improbable enfermedad que puede aparecer con el uso de los tampones, pero que conviene conocer para prevenirlo.

El síndrome de shock tóxico en niñas

El síndrome de shock tóxico en niñas

Es habitual que las niñas sientan que los nuevos cambios en su cuerpo les complican la vida; a partir de ahora tienen que estar pendientes de cuándo les vendrá el periodo, y de llevar absorbentes para que no les pille por sorpresa.

Por eso, uno de los métodos más utilizados son los tampones. Más cómodos que las compresas, permiten una mayor movilidad, e incluso poder bañarse en las piscinas. Sin embargo, el síndrome del shock tóxico es una enfermedad que va ligada a su uso.

Es cierto que no solo aparece con el uso de tampones, sino que también puede afectar a personas con otro tipo de afecciones como neumonía, septicemia o cualquier herida abierta susceptible de infección, pero el 50% de los casos sí están asociados a ellos o a métodos anticonceptivos como la esponja absorbente o el diafragma.

El síndrome de shock tóxico o TSS es una infección grave, poco común, causada por las bacterias Staphylococcus aureus (a menudo denominado estafilococo) y Streptococcus pyogenes (a menudo denominado estreptococo), y la mayoría de los casos están relacionados con la bacteria estafilocócica.

Los primeros síntomas son fiebre repentina, sensación de desmayo, dolores de cabeza, vómitos, confusión, dolores musculares o diarrea.

Si la niña tiene algunos alguno de estos síntomas es vital llevarla cuanto antes al médico para atajar rápidamente la infección, ya que, aunque se cura con antibióticos, puede resultar mortal si no se atiende.

Se ha observado que suele aparecer en los casos en los que se usan demasiado tiempo los tampones o con una absorción superior a la recomendada. Así que, debemos explicarle a la niña que lo mejor es prevenir y que podremos evitar una posible infección si tenemos cuidado con la higiene íntima a partir de ahora.

Cómo prevenir el síndrome de shock tóxico

- Lavarse bien las manos antes y después de colocarse los tampones.

- Siempre usar una menor absorbencia.

- En los últimos días mejor usar otra alternativa a los tampones como las compresas.

- Usar la copa menstrual, en vez de tampones.

- No guardar los tampones en sitios con calor como el baño, ya que proliferan más las bacterias.

- Si ya ha tenido TSS no puede volver a usar tampones.