El agua y la sed de los niños

¿Qué cantidad de agua deben beber los niños según su edad?

Los niños españoles sólo beben la mitad de agua de lo que deberían, según revelan los datos del Informe BRITA sobre el agua elaborado por un Comité de Expertos de la Fundación de Investigación Nutricional (FIN). Este informe indica que el 70 por ciento de los niños de 4 a 6 años toma poca agua durante el día. Los expertos indican que un niño de 20 kilos de peso necesita beber 1,2 litros al día, aumentando esta cantidad en los meses de verano y cuando realizan una actividad física activa como el deporte.

Los nutricionistas aconsejan a los padres que acostumbren a los niños a beber agua en lugar de refrescos o bebidas carbonatadas, ya que si desde la infancia se consigue inculcar unos buenos hábitos alimenticios, es muy probable que estos se mantengan durante la edad adulta.

¿Cómo saber si el bebé está bebiendo suficiente agua?

El agua y la sed de los niños

Una manera fácil de saber si nuestro hijo está bebiendo suficiente agua es fijarse en el color de la orina: si se ingiere suficiente cantidad de agua, la orina es de color claro, mientras que si se bebe poco es de color oscuro y olor intenso. Para asegurarnos de que el niño está bien hidratado, conviene ofrecerle agua con las comidas y estar atentos fuera de ellas a cualquier señal de que tiene sed, ya que los más pequeños, que aún no hablan, no saben pedirla. La sed es un indicativo fiable de que el niño necesita agua, si no la exige, se le puede ofrecer, pero no hay que forzarle a tomarla.

¿Para qué sirve beber agua?

El agua es un elemento esencial para la vida. Se encuentra en la sangre, en las células, en las secreciones... y en cantidad es el mayor componente del organismo humano. El cuerpo del niño está compuesto en un 80 por ciento por agua, mientras que el de un adulto está formado por agua en un 65 por ciento. Por este motivo, los niños requieren un mayor recambio hídrico. El agua ayuda a limpiar el organismo de toxinas y de elementos que deben expulsarse. Además, ayuda en la digestión de los alimentos y es importante para evitar el estreñimiento. El agua es, además, la bebida ideal para acompañar las comidas y la mejor para apagar la sed.

¿Cuánta agua debe beber un niño?

Durante sus primeros meses, si se alimenta del pecho materno, no es necesario dar de beber agua al lactante, salvo en situaciones especiales, como cuando el calor es demasiado intenso, tiene fiebre o presenta diarrea. En principio, la leche materna le proporciona la cantidad de líquido necesario para mantener su organismo en óptimas condiciones. Por este motivo, también es importante que la madre aumente su consumo de agua durante el periodo de lactancia. Cuando termina la lactancia materna es conveniente añadir agua a la alimentación del bebé en una cantidad equivalente al peso de una de las comidas. Beber agua es importante, sobre todo, durante los meses de calor, ya que se suda más y, en consecuencia, se pierden más líquidos.

Cantidad diaria de agua recomendada en función de su edad Según los nutricionistas expertos en alimentación infantil, a partir de los tres meses de vida, los bebés necesitan beber de 750 a 850 ml de agua al día. A partir de los seis meses, entre 950 y 1.100 ml diarios, a los nueve meses entre 1.100 y 1.250 ml y a partir de su primer cumpleaños entre 1.150 y 1.300 ml cada día.

¿Cuándo hay que beber más agua?

No obstante, la compensación del agua en el organismo debe ser proporcional al gasto que se genere. Por eso, es fundamental incrementar el consumo cuando se practican ejercicios físicos, la temperatura ambiente es elevada, el pequeño presenta fiebre o, por ejemplo, tiene diarrea. Se debe tener en cuenta que el agua también se obtiene a través de otro tipo de bebidas como batidos, zumos y leche, y de alimentos líquidos como sopas, cremas de verduras, papillas de frutas o helados.

Ten en cuenta que la leche es importante para los niños, por su alto contenido en calcio, pero se recomienda que los niños tomen un máximo de medio litro de leche al día o su equivalente en derivados lácteos. Una cantidad superior puede quitarles el apetito e impedir que tomen otros alimentos que también son necesarios. Siempre que sea posible, los niños deben tomar agua a temperatura ambiente y no fría, porque el agua fría puede producir distensión abdominal.

¿Cuál es el mejor momento para que beban agua los niños?

Siempre se debe ofrecer agua a los niños durante las comidas. Para que el organismo de los niños pueda optimizar el consumo de agua, conviene beber antes, durante y después de su actividad física o de sus juegos de la siguiente manera:

- De una a dos horas antes de jugar: un vaso y medio.

- De 10 a 15 minutos antes de jugar: un vaso y cuarto.

- Durante el juego: medio vaso.

- Después del juego: de uno a dos vasos.

Marisol Nuevo.


  • Diarrea infantil
    Diarrea infantil

    Cuáles son las causas de la diarrea en niños y bebés. Síntomas y tratamiento de la diarrea en niños y bebés. Enfermedades gastrointestinales más comunes en los niños y en los bebés.

  • Bebés lactantes al sol: ¡ni pensarlo!
    Bebés lactantes al sol: ¡ni pensarlo!

    La luz del sol es fuente de vida para nuestros hijos, ya que, entre otras cosas, permite que nuestro cuerpo fabrique vitamina D. Un paseo diario con la debida protección no sólo es placentero, sino beneficioso para su salud, pero con los bebés debemos ser especialmente cuidadosos, ya que los rayos del sol pueden provocarles irritaciones, deshidratación o quemaduras.

  • Cómo acostumbrar a los niños a comer verduras y frutas
    Cómo acostumbrar a los niños a comer verduras y frutas

    Generalmente a los niños no les gusta las verduras, pero podemos acostumbrarlos a que coman de todo no conviene camuflarlas sino ofrecerlas al natural. La psicóloga Silvia Alava nos ofrece algunos consejos para que la verdura resulte más atractiva.

0 comentarios

Avatar

Especial

Libros / Música / DVD

  • La alimentación infantil natural

    La alimentación infantil natural

    Un práctico monográfico sobre la alimentación más equilibrada y natural para los niños. Incluye propuestas detalladas para cada día, los datos dietéticos que deben conocer los padres, los alimentos y menús aconsejables para cada edad y consejos para la lactancia.

  • Mi niño no me come

    Mi niño no me come

    La madre se dispone a dar de comer a su hijo mientras lo distrae con un juguete. Logra que se tome unas cucharadas y, de pronto, el niño pone en marcha su plan estratégico contra el exceso de comida: la primera línea de defensa consiste en cerrar la boca y girar la cabeza. Esta situación, más propia de un campo de batalla que de una actividad cotidiana, ilustra con humor la tesis central de este libro: la inapetencia es un problema de equilibrio entre lo que un niño come y lo que su madre espera que coma. Jamás hay que obligarle. Ni sobornos, ni estimulantes del apetito ni castigos. El niño sabe muy bien lo que necesita. Huyendo de los tópicos sobre el tema, el pediatra Carlos González, fundador y presidente de la Asociación Catalana Pro Lactancia, desdramatiza el problema y, proporcionándonos claras pautas de conducta, tranquiliza a aquellas madres que sufren porque creen que su hijo no come correctamente.

« Ver todos »

Vídeos para la familia

Suscríbete

Familyes TV

Canta y baila con Traposo

  • Arrorró mi niño - Canción de cuna para tu bebé con Traposo

    Arrorró mi niño - Canción de cuna para tu bebé con Traposo

  • Estrellita dónde estás, canción infantil

    Estrellita dónde estás, canción infantil

  • Tengo una vaca lechera, canción infantil

    Tengo una vaca lechera, canción infantil

  • La rana cantaba debajo del agua. Canción del oso Traposo

    La rana cantaba debajo del agua. Canción del oso Traposo

  • Cu cu cantaba la rana, canción infantil

    Cu cu cantaba la rana, canción infantil

  • Canción infantil del abecedario

    Canción infantil del abecedario

  • El arca de Noé, canción infantil

    El arca de Noé, canción infantil

  • Tengo una muñeca vestida de azul, canción infantil

    Tengo una muñeca vestida de azul, canción infantil

  • Los pollitos dicen pio pio pio, canción infantil

    Los pollitos dicen pio pio pio, canción infantil

  • Soy una taza. Canta y baila con Traposo

    Soy una taza. Canta y baila con Traposo

  • Canta con Traposo

    Canta y baila con Traposo

  • actividades pascua

    Actividades para Pascua

  • decoracion pascua

    Decoración de Pascua

  • cuidado-bebe

    Cuidados del bebé

  • primera-comunion1

    Primera Comunión

  • canta-ingles

    Canta en Inglés

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando, entendemos que aceptas su uso. Más información aquí

x

Suscríbete a nuestro boletín

Recibe información sobre el embarazo y desarrollo del bebé y de los niños. Además, te regalamos La Guía de mi Embarazo


Especial revista del embarazo semana a semana