Accidentes en el hogar: las quemaduras de los niños

El hogar no siempre es el lugar más seguro para los niños. Los últimos estudios sobre la seguridad de los niños en el hogar revelan que los incendios son la segunda causa de muerte entre los niños menores de cuatro años, estando por detrás solamente de los accidentes de tráfico.

Entre los accidentes causados por el fuego, las quemaduras es uno de los que más preocupan a los padres. Me acuerdo que una vez, en mi casa, mi hermano pequeño sufrió una quemadura importante. Mi madre estaba planchando la ropa cuando, al darse la vuelta con la plancha en su mano, sin querer la rozó contra el pecho de mi hermano, provocando una quemadura significativa. Hasta hoy me acuerdo de la aquella situación tan angustiosa para mi madre y tan dolorosa para mi hermano.

Niña lleva una vela encendida en las manos

Consejos para evitar las quemaduras en casa

Aparte de las quemaduras provocadas por la plancha y otros aparatos eléctricos, la cocina es un "territorio" muy peligroso para los niños. La curiosidad de los niños no tienen límites y ellos quieren hacer todo lo que hacen los mayores, sin medir las consecuencias. Por esta razón es muy importante aplicar algunas medidas de seguridad para evitar las quemaduras en los más pequeños de la casa:

- Evitar que los niños jueguen en la cocina, abran los armarios, manipulen aparatos, etc.

- Evitar que los mangos de las cazuelas o sartenes sobresalgan de las placas de la cocina.

- Utilizar fuentes de calor con termostato para regular la temperatura conforme las necesidades.

- Evitar utilizar estufas de gas.

- Evitar utilizar agua muy caliente durante los baños de los niños.

- Atentar para la revisión técnica de los aparatos que proporcionan calor y agua caliente.

- Proteger y asegurar que los cables eléctricos estén bien amarrados y escondidos.

- Evitar que los niños jueguen con mecheros y cerillas, o fuegos de artificio.

- Proteger y tapar los enchufes eléctricos con placas de plástico para evitar que los pequeños introduzcan sus dedos o algún objeto.

- Evitar conectar varios aparatos en un mismo enchufe. Eso puede llamar la atención de los niños.

- Evitar llevar aparatos eléctricos al baño.

Por último, recuerda que las épocas del año en que se registra una mayor incidencia de accidentes domésticos son las vacaciones de Navidad, junto con las de Semana Santa y las de verano.

Vilma Medina. Directora de GuiaInfantil.com