El reparto de tareas entre los padres mejora la vida sexual

Estefanía EstebanRedactora de GuiaInfantil.com

¿Quién realiza la mayor parte de tareas en casa? ¿Quién se encarga de los niños? ¿Ella? ¿Él? ¿Los dos a partes iguales? Pues según varios estudios, dependiendo de cómo sea el reparto de estas tareas, se puede 'predecir' cómo será la vida sexual de la pareja. 

De esta forma, a mayor reparto de las tareas y del cuidado de los hijos, mayor satisfacción en la pareja y por lo tanto, mejor vida sexual

Reparte las tareas del hogar para que la pareja funcione

Padres reparten tareas del hogar

El encargado de realizar uno de estos estudios es Daniel L. Carison, profesor de Sociología en la Universidad de Georgia (EEUU). Para elaborar las conclusiones, se evaluaron a casi 500 parejas heterosexuales. Todas ellas, evidentemente, con hijos

En el estudio, se dividió a las parejas en grupos según: 

- Parejas donde la mujer lleva todo el peso de la casa o al menos todo lo referente a los niños.

- Parejas en donde el hombre se encarga del cuidado de los niños y de gran parte de la casa.  

- Parejas equilibradas, con las tareas del hogar repartidas y el cuidado de los niños a partes iguales. 

¿Adivinas qué parejas eran las más felices y tenían una vida sexual satisfactoria? ¡Las que se repartetían las tareas del cuidado de los hijos a partes iguales y... aquellas en las que era el padre el que se encargaba de todas las tareas del hogar! Sí, en ambos casos, la satisfacción de la pareja era muy superior a aquellas parejas en las que es la mujer llevaba todo el peso de la casa y los hijos.

Para confirmar esta teoría, la Universidad Riverside de California elaboró un estudio similar, y puso a prueba de nuevo a un grupo de parejas con hijos. Aquellas en las que los hombres se encargaban de fregar, hacer la comida, planchar y llevaban al día la agenda de los niños, tenían un nivel de satisfacción mayor. 

¿La conclusión? Para que la pareja funcione (según este estudio), la madre debe liberarse de tareas del hogar o repartir el trabajo del cuidado de los niños con su pareja, porque ellas valoran por encima de todo lo demás que su pareja se comprometa y se sacrifique por la casa y por los niños. La satisfacción matrimonial aumenta y por tanto también mejora la vida sexual. 

Las mujeres se sienten más atraídas por hombres que son capaces de trabajar en casa y que se involucran en el cuidado de los niños. Así que lo mejor para que la pareja funcione, ya sabes, es hacer un reparto equitativo de las tareas en casa