El VIH en niños y adolescentes

El sida en la infancia

Alba Caraballo Folgado
Alba Caraballo Folgado Directora de contenidos

Según las estadísticas, 36 millones de personas convivían con el sida en 2016, de ellos 2,1 millones eran niños menores de 15 años. Y es que, pese a que los casos de muerte se han reducido desde el año 2005 en un 48%, aun sigue siendo un problema a nivel mundial.

El Síndrome de Inmunodeficiencia Adquirida (SIDA) es una enfermedad en la que se produce un fallo progresivo del sistema inmunitario, por lo que el organismo no puede combatir infecciones y otras enfermedades. Está causado por el VIH (Virus de Inmunodeficiencia Humana). Afecta a personas de cualquier edad y condición, pero en Guiainfantil.com nos centramos en el VIH en niños y adolescentes.

VIH en niños y adolescentes, ¿cómo se transmite? 

VIH en niños y adolescentes

El virus VIH puede transmitirse de varias formas: 

- A través de las relaciones sexuales sin protección, es la forma más común de contagio de la enfermedad. Es también una vía de contagio frecuente entre los adolescentes seropositivos.

- Estando expuestos a sangre contaminada con el virus: es como se contagian personas que consumen drogas o algunos pacientes transfundidos con sangre e incluso personal médico.

- De madre a hijo: es la forma más común de contagio en niños. Y es que puede ser transmitido por la madre seropositiva al bebé durante el embarazo, en el momento del parto o incluso en la lactancia.

Tratamiento para el VIH en niños y adolescentes

La principal vía de tratamiento contra el VIH es el tratamiento antirretroviral (TAR). Estos fármacos no curan el sida, pero sí logran mantenerlo a raya. Uno de los principales medidas para que funcione es el buen cumplimiento de la pauta de medicación y no saltarse ninguna de las tomas.

El tratamiento es el mismo para adultos y niños. Sin embargo, en el caso de bebés, existe la posibilidad de administrarlo en forma líquida debido a la incapacidad de tragar pastillas de los niños más pequeños.

A día de hoy ni existe una vacuna contra el virus, ni tampoco un medicamento que cure totalmente a los afectados. 

Los tratamientos con antirretrovirales permiten que los niños seropositivos tengan una esperanza de vida de al menos 35 años. Sin embargo, muchos de los niños afectados viven en zonas a las que no llegan estos fármacos por lo que la mortalidad es mayor en estas zonas deprimidas.

Discriminación en niños y adolescentes con sida

Los niños enfermos de sida o niños huérfanos por el sida sufren un fenómeno tan cruel como la enfermedad y es la discriminación y la violencia por parte de otros niños y adultos.

Son niños y adolescentes que sufren el rechazo de los demás que, por ignorancia y miedo, temen tocarles o tener el más mínimo contacto con ellos. Es incluso difícil para ellos encontrar colegio ya que encuentran la oposición de muchos padres y profesores intolerantes.

Cómo ayudar a los niños víctimas del sida

A día de hoy solo existen dos maneras de frenar el avance del VIH en niños y adolescentes: 

- Prevención: con campañas dirigidas a adolescentes para concienciarles de la importancia de mantener relaciones sexuales seguras.

- Detección y tratamiento precoz: muchos enfermos de sida no conocen que lo son hasta que la enfermedad ha avanzado. Si las mujeres embarazadas seropositivas recibieran un tratamiento adecuado se puede reducir el contagio de la enfermedad al bebé hasta llegar a menos de un 1% de afectados.