Hermanos y amigos. Una relación como ninguna otra

Hermanos, los mejores amigos que tenemos desde la infancia

Alba Caraballo Folgado

Los hermanos son esas personas pesadísimas y molestas que andan detrás de nosotros desde que tenemos uso de razón. Son con quienes más nos hemos peleado, con quienes incluso hemos llegado a las manos, a quienes hemos odiado y dicho las peores cosas imaginables.

Pero tambíen, los hermanos son esos amigos que nunca escogimos, incluso aunque jamás los hayas catalogado como "amigos", casi sin saberlo, lo son. Es una relación como ninguna otra.

Señales que indican que tus hermanos son tus mejores amigos

Hermanos y amigos

A pesar de mis... (mejor no lo digo) muchos años, sigo enfadándome con mi hermano como si tuviéramos 12. Me saca de mis casillas y me enerva con las cosas más tontas pero ojo... ¡que nadie toque a mi hermano! Es uno de los mandamientos básicos de las relaciones fraternales: tu puedes pegar una patada a tu hermano pero ojo que alguien más lo haga.

Si me preguntan quién es mi mejor amigo o amiga, quizás nunca metería en el saco a mi hermano. Pero hoy, analizando la relación que tengo con él, me he dado cuenta, que casi sin saberlo, reúne todas las características que han de tener los mejores amigos. 

1. Aliados contra los demás: cuando alguien intenta criticar a un hermano sacas las garras y le defiendes pese a que quizás tenga razón. Pero ojo, nadie se mete con un hermano.

2. Bromas privadas: habéis crecido en un ambiente, riendo de las mismas bromas y travesuras ya sea quitando el mando al abuelo cuando se quedaba dormido o atrincherados debajo de la cama para evitar ir a la ducha.

3. No hay que fingir: no tienes que pretender o ser quien no eres. Con tu hermano o hermana eres más tú, como lo bueno y lo malo, que con ningún amigo o conocido.

4. Compartir experiencias: habéis vivido las mismas cosas, buenas y malas, es posible que incluso seais confidentes y os tapéis si uno va a llegar tarde a casa u otro ha sacado malas notas.

5. Es confidente: sabe cosas que jamás os atrevisteis a confesar a vuestros padres, tanto de pequeños como hoy en día.

¿Hermanos y amigos?

Los hermanos son esos amigos que no escogemos y que, salvo en esos casos en los que la relación es imposible, estarán con nosotros durante toda la vida.

Hay hermanos que son inseparables, otros no tienen una relación tan cercana. Sin embargo, no hace falta llamarse todas las semanas, verse todos los sábados o llamarse cuando a uno le han despedido. Los hermanos están ahí y estarán siempre.

La vida sigue, la gente va y viene, pero tu hermano es para ti el mismo niño. 

Ahora comprendo a mi madre cuando nos pedía que no peleáramos tanto y nos decía que nos cuidáramos, porque al envejecer nos tendríamos el uno al otro. Y hoy, que tengo tres hijos, sólo deseo que pese a las peleas, rivalidades y celos, no se distancien nunca y sean siempre además de hermanos, esos mejores amigos que, aunque no eligieron, tienen la fortuna de tener.