Receta casera de pisto con huevo para niños

El pisto manchego es solo uno de los platos increíbles que se pueden elaborar con verduas

Alba Caraballo Folgado

El pisto es un guiso tradicional de Castilla la Mancha, en España, aunque también es muy popular en Andalucía, y está elaborado a partir de verduras de temporada. Muchas personas varían sus ingredientes según la temporada del año, pero lo que nunca puede faltar es el pimiento y el tomate.

Este plato de origen humilde lo elaboraban los campesinos manchegos con las verduras que tenían a mano. No es un plato rápido de preparar ya que cortar todas las verduras en dados es entretenido, pero merece la pena hacer gran cantidad e ir dosificando porque está delicioso y es una manera estupenda de introducir verduras en la dieta de nuestros hijos.

Ingredientes:

  • 2 calabacines
  • 1 kilo de tomates
  • 1 pimiento verde
  • 1 pimiento rojo
  • 1 cebolla
  • Aceite
  • Sal
  • Pizca de azúcar
  • Perejil picado
  • 2 huevos

Guiainfantil.com nos cuenta qué necesitamos para elaborar esta receta y cómo hacerla paso a paso. Se trata de una de las recetas más típicas de España, que se puede disfrutar como aperitivo, como guarnición, para la comida o la cena.

Cómo hacer, paso a paso, pisto casero con huevo para niños

1. Conviene quitar la piel a los tomates, para ello puedes escaldarlos y pelarlos después con facilidad. 

2. Corta en dados todas las verduras: calabacines, pimientos y cebolla.

3. Vierte en una sartén unas tres o cuatro cucharadas de aceite y ponlo a fuego medio.

4. Introduce la cebolla para que se vaya dorando, cuando esté transparente añade los pimientos.

5. Cuando estén cocinados, añade el calabacín y espera a que se cocine.

6. Introduce los tomate en la sartén, también cortados en dados y sofríelo junto a los demás ingredientes. Puedes añadir un poco de azúcar para evitar su sabor ácido.

7. Echa sal y pimienta al gusto y termina de cocinarlo todo.

8. Puedes freír aparte dos huevos y presentarlos sobre el pisto o escalfarlos junto a los demás ingredientes. Espolvorea un poco de perejil sobre tu presentación final y... ¡a chuparse los dedos!

El truco de Guiainfantil.com: si te gusta la berenjena, prueba a añadir una, le dará un toque muy especial.