Síntomas y tratamiento de la tartamudez infantil

La tartamudez se puede curar perfectamente en un 80% durante la infancia

Los síntomas de la tartamudez dependen de la etapa en que el niño desarrolle ese trastorno. Algunos expertos en el tema determinan que la tartamudez tiene cuatro etapas:

1. La etapa de las repeticiones iniciales: Se trata de repeticiones y vacilaciones del niño que está empezando su aprendizaje del lenguaje. Suele ocurrir alrededor de los 3 años de edad.

2. La etapa de las repeticiones convulsivas. Ocurre cuando el niño emite repeticiones más lentas y espasmódicas. Es llamada de tartamudez de transición y suele ocurrir cuando el niño tiene 6 a 7 años.

3. La etapa confirmada. Cuando el niño habla sufre interrupciones evidentes, se enrojece y no emite sonidos. Luego, vuelve a expresar un discurso aparentemente violento. Es la tartamudez confirmada. El niño es consciente de que su manera de hablar es un problema.

4. La etapa avanzada. Cuando el niño tartamudea, con movimientos asociados, e incluso presenta trastornos respiratorios.

Síntomas de la tartamudez infantil

Síntomas clínicos del tartamudeo

- Repeticiones, bloqueos, y prolongaciones de sonidos, palabras, sílabas, etc.

- Alteración en la respiración

- Alteración en el tono de la voz

- Sentimientos de ansiedad, frustración, vergüenza, al hablar

- Temblores

- Aumento del ritmo cardíaco

- Aumento de la tensión muscular debido al esfuerzo para concluir lo que se quiere decir

- Movimiento asociados como muecas en la casa, movimientos de la cabeza, encogimiento de los hombros, etc.

Tratamiento de la tartamudez

Tareas como ir a comprar el pan, hablar o leer en clase, o llamar por teléfono, pueden convertirse en una verdadera y enorme pesadilla para los niños. Por esa razón, es necesario que se diagnostique la tartamudez lo antes posible, para que el niño pueda desarrollarse y tener una evolución más completa.

El tratamiento de ese trastorno va a depender de la etapa en la cual se encuentra. Se calcula que las dos terceras partes de los niños con alteraciones en la fluidez al hablar las superarán espontáneamente, sin necesidad de tratamiento, pero es indispensable saber si se trata de un niño con riesgo futuro de tartamudez. Si se confirma el diagnostico, se debe comenzar un tratamiento antes de los 6 años, cuando el lenguaje todavía no está consolidado. A esta edad el cuadro clínico puede revertirse completamente. 

La tartamudez infantil se puede curar perfectamente en el 80%, con tratamiento en Logopedia. El tratamiento será más complejo en los casos de etapas más avanzadas. Consistirá en entrenar las habilidades de fluidez del habla del niño, a través de un terapeuta del lenguaje, aparte de tratar los aspectos conductuales del niño.

Bases del tratamiento de la tartamudez

1. La corrección de los errores de concepto, y cambio de las expresiones de 'esto va a ser un desastre' por 'voy a asumir el reto' o 'sé que puedo hacerlo bien', etc.

2. En el manejo de la tensión-ansiedad, a través de la aplicación de técnicas de relajación muscular.

3. En el manejo de la conducta de evitación, aplicando técnicas de modificación conductual.

La tartamudez es un trastorno complejo, de etiología multifactorial, donde se requiere la ayuda de especialistas en el área, pero sobre todo se necesita el apoyo de la familia.

Alba Caraballo. Editora de GuiaInfantil.com