Antojos más comunes de la madre lactante cuando da el pecho al bebé

Durante el amamantamiento la mujer debe mantener una dieta variada y equilibrada

Meybol Lorena Ramírez

Cualquier mujer que haya optado por la lactancia materna sabe que en el momento de poner al pecho al bebé (sobre todo las primeras semanas), tiene que tener cerca una botella de agua. ¡Su cuerpo se lo pide! En este caso se trata de una necesidad, pero en otras ocasiones lo que la mujer experimenta son antojos. ¿Cuáles son esos antojos más comunes de la madre lactante cuando amamanta a su pequeño?

¿Por qué la mujer tiene antojos durante el embarazo y la lactancia?

antojos en la lactancia

Algunos hombres dirán que somos caprichosas durante el embarazo, y es que creo que a más de un esposo le tocó salir corriendo a comprar cierto ‘antojo’ para su mujer para que no cumpliera aquel dicho popular que dice: ‘Es que si no come el antojo, el bebé va a salir con la boca abierta’. Seguramente lo has oído en más de una ocasión e, incluso, te hayas reído al escucharlo, pero por si acaso...

Recuerdo que durante mis dos embarazos tuve antojos distintos, es más, alimentos que jamás había probado durante mi gestación me llamaban mucho la atención y mi cuerpo los pedía casi a gritos. Pero no quedó ahí la cosa, estos antojos (o unos nuevos) continuaron también durante la lactancia. Mi marido a cada rato me escuchaba decir: ‘Me provoca comer…’.

En realidad no hay fundamento científico que puedan explicarlos, de hecho, si buscas bibliografía que lo explique no lo encontrarás, pero podrían estar relacionados con la descarga hormonal que sucede en estas etapas que vive una mujer, tanto en el embarazo como en la lactancia. Otra explicación posible habla de que la mayoría de los antojos puede también guardar relación con algún alimento que te limitaron durante el embarazo o que haga mucho tiempo que no comías.

Lo cierto es que durante la lactancia la mujer debe llevar una dieta variada, equilibrada y balanceada que incluya los cinco grupos alimenticios: proteínas, carbohidratos, vegetales, frutas y grasas naturales. Y eso debe hacerlo no tanto por el bebé, sino para evitar deficiencias nutricionales que más tarde puedan afectar a su salud.

Como explican en el informe 'Guía de alimentación para embarazadas', si notas que ahora no te apetece algo que te encantaba, o que de repente notas olores que antes no apreciabas, o que, al contrario, te apetece un alimento que ni te llamaba la atención, no te preocupes, es normal y se produce por la ya conocida variación hormonal que está ocurriendo en tu organismo.

Los antojos más comunes de las mamitas durante la lactancia

antojos más comunes de la lactancia

Hace algún tiempo en una reunión familiar surgió este tema y había muchas mujeres. La gran mayoría coincidimos que tuvimos antojos durante la lactancia, hasta de comida que no era habitual dentro del menú rutinario nos apetecía. En mi consulta de lactancia, muchas mamás me han referido presentarlos y entre los alimentos que más suelen nombrar están:

- Chocolates dulces porque ayuda a muchas mujeres a regular la ansiedad y estado emocional por el que pasan una vez que dan a luz. ¡Sus hormonas están alteradas! Si puede ser con un 85 % de pureza, ¡mucho mejor!

- Papas fritas y otros alimentos fritos. Esto tiene mucho que ver con la textura crujiente que presentan esto alimentos. Para que sea más nutritivo y menos pesado, te propongo que cambies el método de cocción y que intentes prepararlas al horno. ¡Quedan igual de bien y son totalmente saludable!

- Ensalada de frutas o verduras. Una opción muy sana porque contiene vitaminas y nutrientes y ayudan a disminuir la ansiedad, además que pueden combinarse con frutos secos o semillas de chía o linaza o yogur.

- Mariscos, incluso hasta mujeres que anteriormente no les gustaba. ¡Qué curioso!

- Helados de cualquier sabor. ¿Y si pruebas a hacerlos caseros con los ingredientes que tú elijas?

Quizás tú tengas otros antojos y es que como dice un refrán: ‘entre gustos y colores no han escrito los autores’. Lo que realmente preocupa a muchas madre es si ‘deben dejarse llevar’ por esos antojos. En realidad la mayoría de los alimentos (exceptuando el alcohol y, por supuesto, el mal hábito del tabaco) son totalmente compatibles con la lactancia.

Algo importante que debes saber es que si se te antoja comer hielo en exceso, lo que se conoce como pagofagia, debes consultar con tu médico. Es un hábito que se conoce como 'pica' y puede provocar que tus cifras de hemoglobina estén bajas, es decir, anemia.

Recuerda que alimentarte bien forma parte de tu salud y si sientes que quieres comer algo en específico, mientras sea saludable no hay problema, adelante. En el caso de que se tratase de un alimento ultraprocesado con mucho azúcar o grasa, hazlo las menos veces posibles y en ocasiones especiales (un cumpleaños o una celebración), ya que podría verse afectada tu salud tanto en niveles de colesterol o triglicéridos, glicemia, como aumentar el riesgo de obesidad.

Puedes leer más artículos similares a Antojos más comunes de la madre lactante cuando da el pecho al bebé, en la categoría de Lactancia materna en Guiainfantil.com.