La llamada de un niño de 4 años a emergencias consigue salvar la vida de su madre

Un niño de cuatro años llama a emergencias ante el desmayo de su madre

Estefanía Esteban
Estefanía Esteban Responsable Multimedia

Nos pasamos el día hablando de los peligros de dejar el móvil a los niños a edades tempranas. Y sin embargo, el móvil también puede ser muy útil para casos como este. 

Un pequeño de 4 años, alertado ante el desmayo de su madre, decidió coger el teléfono móvil y llamar a emergencias. Esta es la grabación de la llamada, recogida por la Policía Metropolitan de Londres.

La llamada de un niño de 4 años a emergencias

El pequeño Roman, de sólo cuatro años de edad, observa que su madre no contesta, que no abre los ojos... y decide pedir ayuda. Busca el smartphone de su madre. Está bloqueado. Pero él sabe que su madre siempre lo desbloquea poniendo su dedo encima, así que usa el dedo de su madre para desbloquearlo. Entonces 'Siri', el famoso asistente de Apple pregunta '¿En qué puedo ayudarte?'. El pequeño contesta y Siri llama a emergencias. El pequeño está muy asustado. Esta es la grabación de la conversación con la persona que contesta a la llamada de Roman: 

Policía: Hola, policía. ¿Cuál es su emergencia?

Roman: Hola, soy Roman.

Policía: Ok. ¿Dónde está tu madre?

Roman: Está en casa.

Policía: ¿Y dónde estás tú?

Roman: En casa también.

Policía: ¿Puedes hacerme un favor? ¿Puedes ir a donde está mamá y ponerla al teléfono?

Roman: No podemos. Está muerta.

Policía: Dijiste que mamá estaba allí. ¿Qué significa que está muerta?

Roman: Significa que tiene los ojos cerrados y no respira.

Policía: Bien. ¿Sabes dónde vives?

Román: ... calle 22

Policía: ¿Puedes acercarte a mamá y muévela por mí? 

Román: No se despierta.

Policía: Sacúdela bien y grita: ¡mamá!

Román: ¡Mami! ... No funciona.

Policía: ¿Estás en Kenley?

Roman: Sí... Kenley.

Policía: ¿Cómo te llamas?

Roman: Roman.

Así termina la conversación. Afortunadamente. los servicios médicos llegaron a casa de Roman a los 13 minutos de comenzar esta conversación. El pequeño no podía abrir la puerta y la echaron abajo. Encontraron a su madre inconsciente y la llevaron al hospital. Poco después pudo volver a casa con su hijo. Gracias a Roman, de tan sólo 4 años de edad, pudo recibir atención médica de inmediato. 

Por qué debemos enseñar a los niños dónde viven y cómo pedir ayuda 

Niño llama emergencias con movil

El caso de Roman no es único. Existen muchos casos como este: niños pequeños que lograron salvar la vida de alguno de sus padres gracias a una llamada de teléfono a los servicios de emergencias.

Aunque nos parezcan pequeños, los niños son capaces de memorizar una dirección y un número de teléfono. Y de entender que es un teléfono seguro al que se puede pedir ayuda. 

Conocer la dirección y saber un número donde pueden pedir ayuda es algo básico que puede resultarle de mucha utilidad, o bien para utilizar en caso de que él mismo se pierda o bien para ayudar a alguien que lo necesite.