La pintura dactilar o pintura con los dedos

Los primeros pasos del bebé en el mundo de la pintura y el arte

Desde la más temprana edad se puede entretener y estimular la creatividad y la coordinación de los niños con la pintura dactilar o pintura con los dedos. Por lo general, de los 6 hasta los 24 meses, los bebés ya se encuentran preparados para disfrutar de esta deliciosa actividad. Es importante que ellos cuenten siempre con la orientación y la vigilancia de los padres o de otra persona adulta.

Con la pintura dactilar los bebés pueden dar sus primeros pasitos dentro del mundo del arte. Además, les ayudará a evitar que se chupen los dedos o que se lleven todo lo que encuentren a la boca. Pintar con los dedos, les divertirá y potenciará su sensibilidad táctil, su fantasía, y desarrollará su coordinación así como su capacidad creativa.

Cuándo empezar a pintar con los dedos

Pintura con los dedos o pintura dactilar

Pintar con las manos es una actividad divertida y estimulante para los niños. Pero la pregunta que hacen muchos padres es: ¿Cuándo puede mi hijo empezar a pintar con las manos? Los niños pueden empezar a pintar a partir del primer año de vida o cuando ya no estén llevando todo a la boca. Todo está en función de la capacidad de cada niño. Reunimos el material y le invitamos a que pinte, pero es importante que no les obliguemos ni le forcemos a hacerlo.

Beneficios de pintar con los dedos

Aunque algunos padres huyen de cualquier tipo de actividad que pueda manchar o ensuciar a sus hijos, es importante que sepan que ensuciarse o mancharse también es aconsejable en el desarrollo de los niños. Para ellos, un simple contacto con la pintura y sus colores es una experiencia que aportará mucho a su creatividad.

La pintura de manos aporta muchos beneficios a los niños. guiainfantil.com te cuenta algunos:

1- Divierte y entretiene a los niños

2- Despierta su expresión artística, su creatividad e imaginación

3- Potencia su autoestima

4- Estimula la coordinación motora y la psicomotricidad fina de manos y dedos

5- Motiva su razonamiento espacial

6- Aumenta sus sensaciones táctiles y facilita su conocimiento de distintos colores y texturas.

Material necesario para pintar con los dedos

Para empezar a pintar con los dedos y manos con los niños, solo se tiene que reunir algunos botes de pintura de manos, folios o cartulina, y poner todo en una mesa de trabajo o en el suelo. Donde los niños están más a gusto. Es importante que la pintura sea natural y no tóxica, y que tenga una textura que posibilite a los niños pintar con facilidad. Aparte de todo eso, es necesario tener un trapo húmedo para limpiar los dedos cuando se tenga que cambiar de color.