Actividades para promover la alfabetización de los niños

Cómo despertar y fomentar la habilidad de un niño de leer y escribir

La alfabetización, de una forma general, es la habilidad que adquiere una persona de leer y escribir. Sin embargo, la alfabetización también se traduce como la destreza, tanto lingüística como cognitiva, para que los niños ingresen al mundo de los conocimientos.

La UNESCO proclamó el 8 de septiembre, Día Internacional de la Alfabetización. Un día para recordar y reivindicar la alfabetización de los niños de todo el mundo. Hoy, uno de cada cinco adultos, de los cuales las dos terceras partes son mujeres, no ha sido alfabetizado. Más de 70 millones de niños no están escolarizados.

Habilidades de alfabetización de los niños

Juegos para fomentar la alfabetización de los niños

Los niños son alfabetizados cuando entienden el lenguaje escrito y adquieren la capacidad de pensar y transmitir. Existen algunas actividades que pueden fomentar el proceso de alfabetización de los niños.

Para que la experiencia de alfabetización de los niños no se quede limitada solo a la escuela, es aconsejable que los padres estimulen a sus hijos fomentando habilidades positivas desde la más temprana edad. Guiainfantil.com ha reunido algunas ideas de actividades para despertar y fomentar la experiencia de alfabetización en los pequeños.

1. Hojear un libro. Desde bebés, los niños pueden tener contacto con los libros. Es importante que los bebés empiecen a relacionar los sonidos con la imagen. Ejemplo: pídeles que señalen la letra en el libro, que estás diciendo. Y así con todo, con imágenes de objetos, de animales, de colores, etc.

2. Leer y contar cuentos. Las experiencias de lectura fomentan la habilidad de alfabetización de los niños. Los cuentos estimulan la imaginación de los niños y les ayuda a desarrollar un sentido de la historia. Es importante establecer una rutina de lectura con los niños. Cuando se vayan a la cama, después de comer, etc. 

3. Poner nombres a las cosas. Las experiencias que los niños tienen con palabras escritas moldean su actitud hacia la lectura y escritura. Así que estaría bien poner pequeños carteles con el nombre escrito de cada objeto de la casa. Ejemplo, sofá, ventana, mesa, cuadros, etc.

4. Jugar a relacionar. Existe una variedad de libros con los que los niños podrán relacionar la imagen con su nombre escrito o con sonidos.

5. Hacer un libro casero. Con algunas hojas de papel dobladas, se puede hacer un libro con los niños. Deja que tu hijo haga dibujos o pegue recortes de revistas para ilustrarlo, y anímale a escribir palabras aunque sean garabatos.

6. Reunir y organizar los libros de tu hijo en un rincón o estantería, para que él los tenga siempre a mano y a la vista.

7. Visitar la biblioteca. Lleva a tu hijo a la biblioteca por lo menos una vez a la semana. Una vez allí, anímale a que se acerque a los libros que están orientados a su edad o a su interés. Es importante que el niño tenga un acercamiento positivo a los libros.

8. Jugar a construir letras. Se puede usar material como el barro, la plastilina o incluso pasta para formar nombres y palabras. Los puzzles de letras, en papel o en goma, de mesa o de alfombra, son ideales para acercar las letras a los niños.