Qué puede desayunar un niño que no quiere tomar leche

Mi hijo no toma leche por las mañanas, ¿qué le doy para desayunar?

Dentro de las cinco comidas que se recomienda hacer diariamente, el desayuno y la media mañana ocupan un papel destacado. Entre ellas dos han de ofertar un 25% del recuento calórico diario. No obstante, y pese a que el papel del desayuno tiene un fuerte papel cultural, un 20% de los niños en edad escolar confiesa abiertamente que no desayuna, o no lo hace de forma adecuada. 

En Guiainfantil.com te contamos qué podemos dar de desayunar a un niño que no quiere tomar leche y lograr que la primera comida del día sea completa y nutritiva.

Cuando el niño no quiere tomar leche, ¿qué puede desayunar? 

Desayuno para un niño que no quiere tomar leche

"A mi hijo no le entra la leche por las mañanas, ¿qué le doy de desayunar?" Esta es una pregunta muy habitual entre muchos padres, te ayudamos a solucionarla:

¿Por qué hay niños que no desayunan?

Por motivo de premura (no les da tiempo, porque se levantan con “la hora pegada”), o porque “no les entra” la leche líquida. Recordemos que, en muchas latitudes, el desayuno clásico infantil está vertebrado en función de la leche, acompañada o no de cacao soluble. Hay niños que no desayunan porque se aburren de tomar siempre lo mismo.

¿No desayunar tiene consecuencias sobre el aprendizaje escolar?

Hasta el momento, no hay pruebas sólidas que avalen esta afirmación, si bien parece razonable pensar que el rendimiento de la atención es menor en un niño que está en ayunas durante muchas horas. En la actualidad hay un ensayo clínico en curso que lo está evaluando en una muestra poblacional amplia, y en un futuro no muy lejano podremos saber alguna conclusión al respecto.

¿Qué podemos hacer los padres para que nuestros hijos desayunen antes de ir al colegio?

- Si el motivo es la premura, hemos de chequear nuestros horarios vitales. Merece la pena que acostemos al niño un poco antes, para que madrugue un poco más y pueda desayunar con una mínima calma.

- Si el motivo es el niño no quiere tomar leche, podemos ofertarle algún otro desayuno que no la incluya, al menos en ese formato. 

Ideas de desayuno alternativo a la leche líquida

- Una o dos piezas de fruta, siempre mejor entera que exprimida o licuada. Preguntemos a nuestro hijo por sus preferencias.

- Pan integral con tomate triturado y aceite de oliva virgen extra.

- Croissant integral con una loncha fina de pavo y un poco de queso fresco.

- Una tortilla de un huevo, con un poco de aguacate.

- Un yogur natural con un puñado de nueces y un poco de miel (esta modalidad solo la pueden hacer los niños de más de cinco años).

- También podemos desayunar algo que nos haya sobrado de la cena del día anterior.

¿Cuándo podemos aficionar a los niños a desayunar adecuadamente?

El período ideal es durante los fines de semana y a lo largo de las vacaciones. En esos momentos la familia está reunida, hay menos prisa, y los niños pueden participar activamente de la preparación de un buen desayuno.