Mi papá está muy ocupado. Cuento para el Día del padre

Cuento infantil para reflexionar sobre el papel de los padres

Pedro Pablo Sacristán
Pedro Pablo Sacristán Escritor de cuentos infantiles

El mejor regalo que podemos ofrecer a nuestros hijos es el tiempo. Dedicarles tiempo y de calidad. Tiempo para jugar con ellos, para leer cuentos con ellos, tiempo para escucharles y para educarles, por supuesto. Este cuento, 'Mi papá está muy ocupado', nos sirve como reflexión para darnos cuenta de que a menudo olvidamos qué lugar ocupa en nuestra escala de valores lo más importante, nuestros hijos.

Cuento para todos los padres: Mi papá está muy ocupado

Padre ocupado

El papá de Alberto era un hombre importantísimo y muy ocupado que trabajaba tantas horas, que a menudo debía trabajar los fines de semana. Un domingo Alberto se despertó antes de tiempo, y al escuchar que su papá abría la puerta de la calle para salir hacia la oficina, corrió a preguntarle:

- ¿Por qué tienes que ir hoy a trabajar, papi? Podríamos jugar juntos...

- No puedo. Tengo unos asuntos muy importantes que resolver.

- ¿Y por qué son tan importantes, papi?

- Pues porque si salen bien, serán un gran negocio para la empresa.

- ¿Y por qué serán un gran negocio?

- Pues porque la empresa ganará mucho dinero, y a mí es posible que me asciendan.

- ¿Y por qué quieres que te asciendan?

- Pues para tener un trabajo mejor y ganar más dinero.

- ¡Qué bien! Y cuando tengas un trabajo mejor, ¿podrás jugar más conmigo?

El papá de Alberto quedó pensativo, así que el niño siguió con sus preguntas.

- ¿Y por qué necesitas ganar más dinero?

- Pues para poder tener una casa mejor y más grande, y para que tú puedas tener más cosas.

- ¿Y para qué queremos tener una casa más grande? ¿Para guardar todas esas cosas nuevas?

- No hijo, porque con una casa más grande estaremos más a gusto y podremos hacer más cosas.

Alberto dudó un momento y sonrió.

- ¿Podremos hacer más cosas juntos? ¡Estupendo! Entonces vete rápido. Yo esperaré los años que haga falta hasta que tengamos una casa más grande.

Al oír eso, el papá de Alberto cerró la puerta sin salir. Alberto crecía muy rápido, y su papá sabía que no le esperaría tanto. Así que se quitó la chaqueta, dejó el ordenador y la agenda, y mientras se sentaba a jugar con un Alberto tan sorprendido como encantado, dijo:

- Creo que el ascenso y la casa nueva podrán esperar algunos años.

Preguntas de comprensión lectora para tu hijo

compresión lectora para niños

El mensaje que manda este cuento es para los niños, pero también para los padres. ¿Has cogido realmente el valor que quiere transmitir la historia de papá de Alberto? ¿Qué punto tienes en común con él? ¿Harías lo que este padre hizo al final de todo? Sería bueno que te hicieras todas estas preguntas. 

Después de que tú te contestes estas cuestiones, toca el momento descubrir si tu hijo comprendió el mensaje de este relato. Para ellos te propones distintas actividades de compresión lectora que podrás adaptar a la edad del tu pequeño.  

1. El juego de los por qués
A través de las siguientes preguntas, descubrirás si el mensaje central del 'Mi papá está muy ocupado' ha llegado a tu pequeño. 

- ¿Por qué el papá de Alberto no estaba nunca en casa?

- ¿Por qué quería trabajar tanto el padre de Alberto?

- ¿Por qué decidió el padre de Alberto no ir a trabajar ese día?

2. Verdadero y falso
Esta propuestas les resultará muy familiar, porque seguramente el el colegio actividades parecida a esta. 

- La empresa del padre de Alberto gana mucho dinero

- La mamá de Alberto trabajo con su papá. 

- Con el dinero que gane el papá de Alberto se van a ir a dar la vuelta al mundo

3. ¡A dibujar! 
Después de leer este cuento y la relación entre este niño y su padre, ¿por qué no le pides a tu pequeño que haga un dibujo de la familia y, en concreto, de él con su papi? Así podréis descubrir cómo os ve a cada uno de vosotros. 

4. Cambio de papeles
Otra actividad que puede ser muy reveladora para ti como madre es que tu hijo escriba un cuento sobre cómo es la relación contigo, qué conversación tendría y cómo describiría una mañana a tu lado. 

Más cuentos sobre padres para celebrar este gran día 

Si os quedáis con ganas de escuchar más cuentos, de recitar una poesía o, incluso, de cantar una canción para celebra el Día del Padre, ¡atentos a la selección que hemos preparado para vosotros!  

Propuestas de ocio para hacer el Día del Padre a los niños 

día del padre

El Día del Padre es una fecha muy especial para los adultos, pero también para los niños, que preparan con gran cariño en el colegio esa manualidad que permanecerá en su corazón y en el de su padre de por vida. Y no solo eso, sino que con ayuda de mamá quieren hacer que ese día sea especial para todos, pero sobre todo para su papito. Si te faltan ideas, ¡echa un vistazo a todo lo que podéis hacer! 

- Papás cocineros
¿Papá es más de dulce o de salado? Una vez conocido este detalle, ¡el resto está casi hecho! Antes de que se levante podéis prepararle su café, su zumo de naranja y unas tostadas con mermelada o con aceite. ¡Será la mejor manera de empezar el día! 

- Papás deportivas
Ve preparando las zapatillas porque hoy toca hacer ejercicio con la mejor de las compañías. Podemos hacer una ruta andando o un tour en bicicleta

- Papás cinéfilos
Una sesión de cine es el mejor plan para esta clase de padres. Podéis organizar una en casa, volviendo a ver vuestras películas favoritas, o también echar un vistazo a la cartelera de tu ciudad. ¡Que no falten las palomitas

- Papá viajero
Mete en la maleta ropa de recambio, coge las llaves del coche, una botella de agua y... ¡rumbo a ese lugar en el que tu papá se siente como un niño!

Puedes leer más artículos similares a Mi papá está muy ocupado. Cuento para el Día del padre, en la categoría de Cuentos infantiles en Guiainfantil.com.