Operación reducir el consumo de plásticos en casa. ¿Preparados?

Haz un consumo consciente y responsable. Al hacerlo también estarás educando a tus hijos en una conciencia ecológica

Virginia Vicente Pascual

No sé si os pasa a vosotros, pero en nuestra casa cada día llenamos casi un cubo de basura de envases y plásticos. Y es que todo lo que consumimos está rodeado de plástico: alimentos, bebidas, productos de higiene, productos de limpieza… ¿Sabías que la producción global de plásticos se ha disparado en los últimos 50 años? Pero parémonos a pensar si podemos hacer algo para reducir el consumo de plásticos en casa y contribuir a la sostenibilidad del planeta. Desde Guiainfantil.com te decimos que sí podemos, solo hay que hacer un consumo justo y controlado y pensando en alternativas a este material. 

Gestos que te ayudarán a reducir el consumo de plásticos en casa

operación plásticos

Sigue estos consejos para reducir el consumo de plásticos en casa y reducir el impacto medioambiental. Haz un consumo consciente y responsable. Al hacerlo también estarás educando a tus hijos en una conciencia ecológica.

Lleva tu bolsa de papel o tela al supermercado
¿Te has dado cuenta de cuántas veces al día nos preguntan si necesitamos una bolsa? Pues cuando te planteen esta cuestión, trata de ir preparado/a para que la respuesta sea '¡No, gracias!' ¡Aproximadamente un millón de bolsas de plástico se utilizan cada minuto! Debemos concienciarnos de consumir menos plástico, ya que está contaminando el planeta. Ten en cuenta que las bolsas tardan 150 años de media en descomponerse. ¿Qué opciones tienes?

  1. Llevar una bolsa biodegradable o ecológica, de fécula de patata o de algodón.
  2. Llevar bolsas reutilizables de tela o nylon que puedes usar muchísimas veces.
  3. Llevar un carrito de la compra como hacían antiguamente nuestras abuelas.

Compra a granel
En la medida de lo posible, en las tiendas coge las cosas al peso y no envasadas en bandejas. Hay sitios que venden los productos como legumbres, arroz, harinas, cereales o frutos secos a granel. Llévate tus tarros de cristal o bolsas de papel para rellenar, evitando así el consumo de más plástico. ¡Además así solo compraremos la cantidad que necesitamos!

No uses menaje de plástico
En los cumpleaños o cuando vamos a ir de picnic solemos comprar platos, vasos y cubiertos de plástico. ¡Evítalo! Al campo puedes llevar una tartera de toda la vida o tápers de cristal. ¿Sabías que existen platos desechables de fibras de caña de azúcar, platos de hojas de palma, vasos de cartón o pajitas de papel? Son ligeros, económicos y decorativos. ¡Cada 5 minutos se generan 2 millones de toneladas de residuos plásticos!

Compra los productos de limpieza en cartón y no en plástico
Si puedes elegir entre comprar lavavajillas o detergente en caja de cartón o en bidón de plástico, elige siempre el cartón, ya que es más fácil de reciclar.

Compra en vidrio y no en plástico
Si tienes la opción de elegir entre comprar salsa, por ejemplo en formato de vidrio o en plástico, elige el vidrio. El vidrio, además se puede reutilizar cuantas veces quieras para guardar alimentos, y los tarros nos servirán para almacenar cuando compremos a granel. La clave está en las tres erres: Reduce, reutiliza y recicla.

[Leer +: Enseña a los niños a disminuir el consumo de plásticos en el colegio]

Bebe agua en botellas de cristal
El agua embotellada es uno de los recursos que más residuos deja en el planeta. Rellena botellas de cristal para beber agua y evita las botellas de plástico. Además, no es recomendable reutilizar botellas de plástico pues pueden contener gérmenes que afectarían a nuestra salud.

cómo reducir los plasticos

Cambia los zumos envasados por zumos naturales
Saca el exprimidor o la licuadora y hazte tu propio zumo. Así evitarás comprar zumos envasados en plástico que además contienen mucha menos fruta y utilizan conservantes artificiales.

Huye de los congelados
Los congelados utilizan plástico en sus envases. Es mejor que consumas alimentos frescos por tu salud (cuanto menos procesado sea un alimento, mejor) y por el medio ambiente. ¡Ganamos todos! 

Olvídate de los globos en los cumpleaños
Por muchas razones, son plástico y son peligrosos para los niños, ya que en el caso de que algún pequeño se tragase un trozo, haría efecto ventosa en su garganta. Y ya que estamos con los cumpleaños, olvídate también de las pajitas. Contaminan y producen un montón de gases en los pequeños. 

¿Empezamos hoy mismo con el reto 'Reducir los plásticos en casa'?