Experimento que muestra a los niños por qué deben lavarse las manos

5 pasos a seguir para un lavado de manos correcto. Enseña a los niños a lavarse las manos

Lidia Nieto
Lidia Nieto Editora Jefe

Antes de la comida o la cena y siempre que volvemos de la calle, les digo a mis hijas que se tienen que lavar las manos. La mayoría de las veces lo hacen a regañadientes y, como si fuera el mismísimo Sherlock Holmes tengo que seguirlas u olerlas las manos para ver si me han obedecido. Por más que les digo que es algo más que un gesto, hay cosas que los niños no entienden cuando las explicas y se lo tienes que mostrar con un ejemplo. Y así es cómo les he enseñado el experimento viral de una profesora de Estados Unidos que muestra a los niños por qué deben lavarse las manos.

El reto que demuestra por qué es importante lavarse las manos

por qué hay que lavarse las manos

Jaralee Annice Metcalf es una maestra de un colegio de Estado Unidos que estaba harta de estar siempre enferma. Era comenzar el curso escolar y aparecer todo clase de virus. Aunque hay algunos que son inevitables, ella quería mostrarles a los niños este curso que deben tomar medidas para matar a los dichosos gérmenes.

Y para explicar por qué necesitan lavarse las manos con más frecuencia sus alumnos, ella hizo un experimento simple con algo de pan. Tomó cinco rebanadas de un pan y algunas bolsas con cierre. El primero no fue tocado por las manos y se colocó inmediatamente en la bolsa ziplock. Estaba etiquetado como 'fresco e intacto'. Para el siguiente, todos los niños se lavaron las manos con agua y jabón y toda la clase tocó la rebanada.

Para el tercero, se lavaron las manos con desinfectante (pero no con agua y jabón) para manos y nuevamente, toda la clase lo tocó. Otro se levantó con las manos sin lavar y se frotó en las computadoras portátiles que usan en clase. La profesora explicó que regularmente limpian sus computadoras portátiles con toallitas, pero no antes de este experimento para mostrar cómo pueden acumularse los gérmenes sobre los ordenadores.

la higiene de las manos

Cada uno fue etiquetado con una nota adhesiva y se dejó durante unas tres semanas. Los resultados mostraron que el pan y la rebanada intactos correspondía a aquel que los niños habían tocado con las manos lavadas con agua y jabón, ¡y que apenas había cambiado! La rebanada que se tocó con las manos lavadas con desinfectante para manos tenía un parche de moho en un lado. La rebanada tocada con las manos sucias tenía moho azul y amarillo en el medio, pero la peor rebanada fue la que se limpió en las computadoras de los estudiantes. ¡¡¡¡La pieza está casi completamente cubierta de moho azul oscuro!!!

Jaralee publicó los resultados del experimento en Facebook para decirles a los padres que les recuerden a sus hijos que se laven las manos adecuadamente con agua y jabón. 'Hicimos un proyecto de ciencias en clase este último mes cuando comenzaba la temporada de gripe. Y lo hice porque soy alguien que está siempre enferma y cansado de estar enferma y cansada de estar enfermo y cansada. Por favor, ¡lava tus manos y recuerda a tus hijos que también lo hagan! Y es importante saber que el desinfectante de manos no es una alternativa al lavado de manos. ¡En absoluto!!".

Toda una lección que hizo pensar a los alumnos y que estoy convencida que no se han tomado a la ligera (las mías no lo han hecho). Y es que hay que lavarse bien las manos con agua y jabón con más frecuencia.

El hábito saludable de lavarse las manos

Lavarse las manos es algo más que un gesto, ¡es la mejor manera de protegerte a ti y a tu familia de estar continuamente visitando el centro de salud de tu ciudad! Previene infección por los siguientes motivos:

- ¿Cuántas veces te tocas los ojos, la boca o la nariz al día? Tienes que saber que los microbios pueden entrar en tu cuerpo por cualquiera de estos orificios y pueden enfermarte.

- Imagina que tocas un trozo de pan o una fruta con las manos sucias e, inmediatamente después, te llevas ese alimento a la boca. Le estás dando vía libre a los virus para que pasen a tu cuerpo y, lo peor, reproducirse porque los microbios pueden multiplicarse en algunos tipos de alimentos o bebidas bajo determinadas condiciones.

- Si no te lavas las manos, tú puedes ser transmisor de eso gérmenes porque a lo largo del día tocas un montón de cosas: mesas, cuadernos, puertas...

Ahora que ya estás convencida de la importancia de lavarse las manos, toca hacerte la pregunta del millón, ¿cuándo hacerlo? ¡Sigue las siguientes indicaciones!

- Antes de ponerse a cocinar, de cualquier comida, si estás cuidando a alguien que está enfermo y si tienes que limpiar una herida.

- Después de cocinar, de estar con una persona enferma, de tratar un corte con sangre, de hacer pis o caca, de cambiar un pañal, de tocar un animal, de tirar la basura.

Cómo lavarse las manos de forma correcta

Lavarse las manos es algo sencillo y que no debería suponer ningún problema, pero quizás en esta sencillez nos pueden poder las prisas y no hacerlo de la manera más correcta. Sigue los siguiente pasos, recomendados por la OMS (Organización Mundial de la Salud) y lo estarás haciendo bien. ¡No te llevará más de 60 segundos! 

- Moja tus dos manos con agua del grifo a una temperatura tibia o fría. Después, echa jabón sobre ellas.

- Frota bien tus manos hasta que salga espuma. Asegúrate que te lavas bien el dorso de las mismas, entre los dedos y debajo de las uñas.

- El tiempo que debes estar haciendo esta acción tiene que ser, como mínimo, de 20 segundos.

- Ahora, abre el grifo (ojo con malgastar agua) y enjuágate bien.

- Por último, seca con una toalla (quizás es bueno que tengáis una toallita pequeña cada uno y que solo uséis esa para las manos) o al aire. ¡Como mejor te venga!

Puedes leer más artículos similares a Experimento que muestra a los niños por qué deben lavarse las manos, en la categoría de Higiene infantil en Guiainfantil.com.