Los 5 errores que no te puedes permitir como padre de un adolescente

Actitudes y preguntas que no debes hacer a un niño en la adolescencia porque le alejas de ti

Andrés París

A medida que nuestros hijos se van haciendo mayores y van entrando en la preadolescencia y adolescencia, comienzan a experimentar cambios, no solo a nivel físico, sino que también a nivel psicológico y social. Uno de ellos, que se vuelve más patente, es que empiezan a valorar más su vida privada e intimidad. Esta nueva situación hace sentir a los padres un poco desubicados. ¿Cuál tiene que ser ahora su papel? Lo que tengo claro, es que, estos son los 5 errores que, según mi opinión, no te puedes permitir como padre de un adolescente.

Errores comunes de los padres de adolescentes

Errores que un padre no puede cometer con su hijo adolescente

Como padres entramos en una frontera 'peligrosa'. Hasta este momento, éramos nosotros los que teníamos controlado cualquier aspecto de sus vidas y hemos sido los que han autorizado cualquiera de sus acciones. Al enfrentarnos a esta nueva situación, en la que nuestro hijo ya es un preadolescente o adolescente, lo lógico es queramos saber más sobre su 'nueva' vida: qué nuevos amigos tienen, a qué se dedican, de dónde vienen esas repentinas aficiones nuevas, qué significa ese nuevo lenguaje que incorporan...

Generalmente, es en este punto donde empiezan a aparecer los momentos de discordia y conflicto, ya que el adolescente va a luchar para que se respete su intimidad y privacidad. Llegados a este punto, yo creo que estas son algunas de las cosas que no debemos hacer a nuestros hijos:

1. Olvidar el nombre de sus mejores amigos
Olvidar el nombre de los mejores amigos o amigas es una falta muy grave, pero muy común entre los padres. Cuando esto ocurre, nuestros hijos se molestan (con razón) porque sienten falta de atención o falta de respeto. Para ellos, en esta etapa los amigos son 'casi' lo mas importante del mundo. Sus 'cosas importantes', como son los mejores amigos, deben ser importantes para nosotros.

2. Hacer a sus amigos preguntas 'materiales'
A qué se dedican sus padres, dónde viven, cuáles son sus posesiones... Me refiero a preguntas materiales, es decir, cuestiones que pueden hacer que tanto los amigos de nuestros hijos como nuestros propios hijos se sientan intimidados, invadida su privacidad. Como consecuencia, en ocasiones se genera desconfianza.

3. Preguntar a los amigos por las notas
Por cómo les ha ido, sobre qué harán en el futuro si han aprobado, compararles con otros cursos, con otros alumnos o con otros hijos... Estas son de las preguntas más frecuentes que hacemos los adultos, cuando hablamos con los amigos de nuestros hijos, pero que les hacen sentir bastante mal.

4. Criticar a nuestros hijos delante de sus amigos
O al revés, es decir, elogiar a nuestros hijos delante de sus amigos. Sea en la dirección que sea, en ambos casos es terriblemente erróneo y puede causarles vergüenza.

5. Preguntar a los amigos si tienen novios o novias
Los padres hacemos esta pregunta tan común porque nos da la sensación de que empatizamos más y nos acercamos más a ellos, sin embargo, realmente nos aleja más. Primero porque invade directamente su privacidad e intimidad, y segundo, porque las relaciones entre adolescentes hoy en día, no se asemejan en nada a las que teníamos nosotros a su edad. El tipo de relación y comunicación esta cambiando y debemos estar a la altura de las circunstancias. Términos como 'novio o novia', 'salir con', 'noviazgo', etc. no están en su vocabulario.

Estas indicaciones te ayudarán a tener una buena relación con tus hijos preadolescentes y adolescentes. Solo sumaría una más: respetar su privacidad y no leer sus mensajes, correos, etc. (mas allá de la lógica supervisión de los móviles).

Puedes leer más artículos similares a Los 5 errores que no te puedes permitir como padre de un adolescente, en la categoría de Comunicación y socialización en Guiainfantil.com.