Los bebés van al teatro

Espectáculos y obras de teatro recomendados para bebés de hasta 3 años de edad

Viviana Marín

Los bebés de hasta 3 años también pueden ir al teatro. A través de un espectáculo visual y sonoro, pincelados por distintos y variados colores, formas y por diferentes ritmos y sonidos, los bebés reciben estimulación a los sentidos de la vista y del oído. La interpretación puede representar un estímulo a la creatividad y a la fantasía de los más pequeños.

Teatro también para los bebés

teatro de sombras para bebés

En sus primeros meses de vida, los bebés todavía no tienen desarrollados por completo sentidos como la vista o el oído. Pensando en ello, compañías de teatro infantil en España y otros países, crearon un tipo de trabajo escénico para estimular a los bebés a través de la música y las imágenes. Los más pequeños descubren con este tipo de espectáculo un universo visual y sonoro, un mundo de distintos y variados colores, formas, de diferentes ritmos y sonidos.

Francia es el país pionero en este tipo de espectáculo dirigido a los bebés, que nació en el año 2001, a través del encuentro de dos actrices y de un músico. Empezaron con el espectáculo Pom hasta el año 2005. En 2006 dieron inicio al ciclo Rompiendo el Cascarón que ahora sigue su trayectoria con Hop Lá!, en su cuarta edición.

Aunque genere controversia entre los que niegan que es un espectáculo teatral y otros que defienden esta nueva tendencia creada para los bebés llevados por sus padres, los grupos de teatro dedicados a niños menores de tres años están cogiendo auge y ya se conoce también como han llegado a países en Latinoamérica.

Teatro o no teatro, serán los críticos de este género quienes lo definan, es una excelente opción de estimulación de los sentidos del bebé y de inducción al arte, otra alternativa para los padres que disfrutan de exponer a los niños a la cultura desde que están pequeños.

Qué aportan las obras de teatro a los bebés

Los bebés también pueden disfrutar del teatro. En tan solo 30 minutos, lo que debe tardar una obra teatro para bebés, el bebé puede inmergir en un mundo repleto de estímulos que despertarán sus emociones, su imaginación y sensibilidad. Al fin y al cabo, el teatro puede aportar a los bebés:

- una vivencia intensa de una nueva experiencia

- un encuentro con distintas formas, colores, sonidos, movimientos, que hablan mucho más que las palabras.

- un encuentro con la magia, con lo inesperado y sorprendente.