Cuento infantil sobre los niños transgénero ¿Qué baño es el mío?

Cuento para explicar a los niños el transgénero

Azucena Zarzuela
Azucena Zarzuela Periodista y escritora de cuentos

Los niños que se sienten distintos del género con el que nacieron es una situación que cada día se hace más visible. Hasta hace pco tiempo estos niños sufrían en silencio situaciones frustrantes para ellos, se sentían apartados e incomprendidos por sus compañeros y terminaban siendo niños solitarios e infelices.

Con este cuento infantil sobre los niños transgénero podremos mostrar a nuestros hijos que debemos apoyar y ayudar a los niños que se encuentren en estas situaciones; y que tan solo con el apoyo y comprensión por parte de toda la sociedad podrán sentirse integrados.

Un cuento infantil para explicar a los niños el transgénero

Cuento infantil sobre los niños transgénero

Matías siempre se sentía raro. Raro e incómodo. Donde mejor se sentía era en la soledad de su habitación. Solía cerrar la puerta para que nadie le viera. Y era entonces cuando con las sábanas de la cama se hacía un vestido con el que bailaba durante horas frente al espejo. No le gustaba ir al colegio, porque se sentía diferente, aunque tenía muchos amigos y se reía mucho con ellos. Sus compañeros del colegio sabían que Matías lo estaba pasando mal, pero no sabía cómo ayudarle.

El peor momento del día era cuando Matías tenía que ir al baño en el colegio para hacer pipí. Siempre se quedaba indeciso frente a las puertas de los baños porque no sabía si debía entrar en el de las chicas o en el de los chicos. Matías sabía que era un niño. Como tal le vestía su mamá y era lo que todos le decían. Sin embargo, él envidiaba las faldas de sus amigas y su color favorito siempre había sido el rosa, aunque le daba vergüenza decirlo. Soñaba con que le regalaran muchas muñecas y que todos le llamaran Matilde. En su interior se sentía como una niña y era lo que quería ser.

Fue Ana, su compañera de pupitre, quien le descubrió paralizado frente a las puertas del baño. Sin decir nada, Ana cogió de la mano a Matías y le guió al baño de las chicas. A Matías se le iluminó en la cara con una gran sonrisa.

Ana quería ayudar a su amigo. Por ello, decidió hablar con el resto de la clase y también con la directora del centro para que quitaran los carteles de los baños que delimitaban su uso a las niñas o a los niños. Desde entonces, en ambos baños, colgó un único letrero, donde ponía: ‘Neutro. Yo elijo lo que soy’.

Matías poco a poco fue perdiendo los miedos. Y gracias a la ayuda de sus amigos y de su familia dejó de ser Matías para convertirse en Matilde. Matilde ahora era una niña muy feliz porque al fin era lo que siempre había sentido ser: una niña.

Ejercicios de comprensión lectora

Descubre si tu hijo ha entendido el texto con estas sencillas preguntas de comprensión lectora.

  • ¿Por qué no sabía Matías a qué baño ir?
  • ¿Qué problema piensas que tenía?
  • ¿Cómo quería llamarse Matías y por qué?
  • ¿Qué solución le dieron sus amigos?
  • ¿Era feliz al principio Matías? ¿y luego?