Cómo prevenir el maltrato infantil

Consejos e ideas para la detección y prevención del maltrato a niños

Tan importante cómo detectar el maltrato infantil es la prevención del abuso y malos tratos en la infancia. Entre las claves para favorecer que los niños tengan unas relaciones óptimas con los demás está inculcar adecuados modelos de referencia y una educación desde la más temprana infancia en el entorno familiar, social y escolar.

Es fundamental transmitir que la comunicación y el diálogo es la vía para solventar discrepancias y no la agresividad o el insulto. Ser amables, tolerantes y respetuosos con los demás no debe ser la excepción, sino la regla.

7 Consejos para la prevención del maltrato infantil

Niña mira por un cristal

1- Es importante comenzar a fomentar en los niños valores éticos y morales, siendo capaces de establecer unas adecuadas normas de convivencia.

2- Hemos de ser conscientes a la hora de hablar y tratar a los niños que son personas especialmente vulnerables, frágiles y en ocasiones, son considerados como figuras inanimadas que pertenecen a uno de los progenitores. 

3- El ser humano tiene que aprender y ser capaz de controlar la ira y la agresividad de forma adaptativa y adecuada. El control de las emociones es fundamental.

4- No hay que olvidar, la importancia de desarrollar  en los niños la capacidad de empatía para ser capaz de ponerse en el lugar del otro y  comprender que nuestra conducta o actitud puede provocar sufrimiento en el otro. 

5- Los adultos somos un modelo a seguir para los menores. Un entorno donde impera la violencia psíquica o física va a favorecer que nuestros niños aprendan esos modelos de conducta y puedan repetirlos.

6- Tenemos que facilitar a los niños:

- Bienestar físico, afectivo, emocional, educativo y social.

- Velar por sus derechos e intereses.   

- Capacidad de escucha, facilitarles la oportunidad de expresarse y que se sientan comprendidos y arropados emocionalmente.

- Permanecer atentos a sus necesidades y demandas físicas y afectivas. 

7- Nuestra sociedad, en general y cada uno de nosotros, en particular debemos proteger y proporcionar a nuestros niños un entorno seguro, afectivo, adaptativo y estructurado. Así, garantizaremos un adecuado desarrollo psicoevolutivo del niño y una infancia feliz.

Gema del Val, psicóloga

Gemma Del Val Peralta
Psicóloga
Centro de Psicología Álava Reyes