Náuseas y vómitos en el embarazo: causas y soluciones

Las náuseas y los vómitos son una de las molestias más comunes durante la gestación

Las náuseas y vómitos son uno de los primeros síntomas del embarazo. Las mujeres que padecen esta molestia las sienten desde las primeras fases del embarazo. Suelen presentarse principalmente por la mañana pero algunas embarazadas las sienten durante todo el día. En la mayoría de los casos, las náuseas suelen remitir al final del primer trimestre de embarazo.

Por qué se producen las náuseas y los vómitos

Embarazada vomitando

Generalmente es un indicativo de que las hormonas del embarazo tienen niveles elevados. Otra de las causas por las que se producen las náuseas y los vómitos es que el sentido del gusto y del olfato aumentan considerablemente y cualquier olor o sabor puede provocar una sensación de asco y rechazo. A algunas mujeres les cuesta incluso levantarse de la cama debido al malestar producido por el mareo

Las náuseas y los vómitos del embarazo causan una gran molestia a la futura mamá pero no revisten gravedad para el feto. En caso de tener episodios muy repetidos de vómitos y que el cuerpo no admita alimentos ni bebidas, es conveniente acudir al servicio de urgencias para evitar una deshidratación. 

Es muy común que una mujer que haya sufrido episodios de náuseas y vómitos en un embarazo, vuelva a padecer esta molestia en sucesivas gestaciones. Asimismo, son más propensas mujeres cuyas madres también las han padecido. 

Los suplementos de hierro que se toman durante el embarazo, también pueden causar molestias estomacales.

Remedios y soluciones a las náuseas y vómitos

No existe un tratamiento que elimine totalmente la sensación de mareo y las ganas de vomitar durante el embarazo, pero sí hay pequeños remedios que pueden ayudar a paliar este malestar:

-Realizar cinco comidas al día: se trata de comer poco y a menudo. Hay que evitar tanto el vacío en el estómago como las comidas copiosas que dejan una sensación de saciedad. 

-Evitar ciertos alimentos: las comidas muy fuertes, muy grasas o excesivamente picantes y especiados no son remedios para las náuseas y los vómitos. Es conveniente evitar estos alimentos. 

-La acupuntura ha demostrado ser eficaz para paliar estos síntomas. Un estudio realizado por investigadores brasileños reveló que el 75% de las mujeres tratadas con acupuntura durante el embarazo mejoraron en sus digestiones. Sin embargo no es conveniente pinchar en la zona del abdomen o en la parte baja de la espalda.

-Es conveniente beber abundante agua, preferiblemente fuera de las comidas para evitar la deshidratación.

-La vitamina B6 o una dieta de embarazada ria en ella puede ayudar a mitigar las náuseas y los vómitos.

-Consulta con tu médico la posibilidad de que te recete algún medicamento contra las náuseas que puedas tomar en tu estado.

Alba Caraballo. Editora de GuiaInfantil.com