8 estrategias infalibles para que a los niños les guste leer

Sigue estos sencillos consejos si quieres fomentar la lectura en tus hijos

Andrea Izquierdo

Libro; una palabra de tan solo cinco letras que puede despertar todo tipo de emociones, hacerte viajar a cualquier lugar del mundo sin quitarte el pijama, te enseña lo que siempre soñaste con aprender, alimenta tus ilusiones, te abre cualquier horizonte... La lectura es un tesoro que tenemos y que debemos enseñar a los niños a amar. No solo porque se puede convertir en su nuevo hobby favorito, sino porque tiene muchísimos beneficios para los pequeños. ¿Qué estrategias están en nuestra mano para que a los niños les guste leer? ¡Vamos a verlo!

Los muchísimos beneficios de la lectura para tus hijos

Consejos para que los niños lean más y mejor

Para responder a esta pregunta, en Guiainfantil.com nos hemos puesto en contacto con Andrea Izquierdo, también conocida en Internet como Andreo Rowling. Desde su experiencia como escritora, pero también como Booktuber (término con el que se conocen a los críticos de libros en YouTube) muy conocida y seguida entre los más jóvenes, nos puede hablar sobre la relación real que los niños mantienen con la lectura.

Muchos padres, que han probado con casi todo, nos cuentan preocupados que no consiguen que sus hijos se 'enganchen' a ningún título. Y esto, supone un problema, ya que los niños se dejan de beneficiar de algunas de las ventajas más importantes de los libros. Estos son algunos:

- Los libros enseñan ortografía y gramática. Al leer las palabras, los pequeños irán aprendiendo cómo se escriben correctamente. Además, los niños aprenden vocabulario en cada capítulo. Todo ello mejora la expresión escrita y oral.

- La lectura es un recurso fabuloso para estimular la creatividad y la imaginación de los niños. ¡Podrán viajar hasta cualquier lugar que se propongan!

- Cuando leen, los niños trabajan la concentración y la atención. Esto resultará muy útil para su rendimiento escolar.

- Valores, otros conceptos, nuevos mundos, la perspectiva de los otros... Los libros tienen mucho que enseñar a los niños (y a los adultos).

- Las lecturas marcan de por vida. Las historias que verdaderamente te llegan, permanecen en ti hasta en la edad adulta.

¿Hay que obligar a los niños a leer ciertos libros para clase?

Fomentar el hábito de lectura en tus hijos

A veces, el camino más 'sencillo' para conseguir algo, en este caso que los niños lean, es la imposición. Decimos que es el camino más 'sencillo' (entre comillas) pero, ¿es el más eficaz? Existe un gran debate sobre si obligar a los niños a leer es una buena forma para que los niños lean más. Hay dos posturas marcadas:

- Por un lado, están aquellos que defienden que es la única forma de exponer a los niños a los libros que se resisten a ello. Con suerte, algunos de los pequeños aprenderán a cogerle el gusto a leer. Además, argumentan que los pequeños necesitan leer algunos clásicos de la literatura que, si no es mediante la imposición, jamás leerían. Y, como consecuencia, se perderían un gran mundo y aprendizajes.

- Sin embargo, por otro lado, están los que consideran que al obligar a los pequeños a leer es contraproducente. De esta forma conseguimos el efecto contrario al deseado: que los niños rechacen los libros, les den pereza, no quieran leer por sí solos...

Ante este debate, resulta importante separar que existen dos tipos de lecturas: la lectura escolar (y obligatoria) y la que se realiza como parte de nuestro ocio. En la medida en la que sepamos separar ambas, conseguiremos que los niños no rechacen la lectura.

El problema lo encontramos cuando nos topamos con niños, o incluso adolescentes, cuyo único acercamiento a la lectura ha sido mediante los libros escolares obligatorios. Ellos, que no han llegado a experimentar el placer por la lectura, no consiguen engancharse a ella. Y debemos tener en cuenta que estos libros, si bien son importantísimos en la historia de la literatura y tienen que ser estudiados, a menudo no resultan lo suficientemente atractivos. Incluso están escritos en un español antiguo que resulta complicado de entender para los pequeños.

Consejos para que a los niños les guste leer

Lograr que a los niños les guste leer

Y, entonces (por fin), ¿cómo podemos estimular a los niños para que lean más? ¡Andrea nos ha dado algunos consejos muy útiles!

1. Invitar a los niños a leer
Parece obvio, pero los niños no pueden aprender a amar la lectura si no les animamos a leer. Se trata de hacerles ver que los libros se pueden disfrutar tanto o más como una película, por ejemplo.

2. Dejar que el niño elija su lectura
Cuando un niño elige algo que le gusta leer, se siente mucho más motivado a meterse entre sus páginas. Por eso, debemos llevar a nuestros hijos a bibliotecas y librerías para que vean la gran variedad de libros entre los que pueden elegir.

3. Dar ejemplo a los niños
Los niños aprenden mediante el ejemplo. Por eso, si queremos que nuestros hijos lean, nos tienen que ver a nosotros con un libro entre las manos. De esta forma, lo considerará que es un medio de entretenimiento perfecto para cualquier momento. Además, tener una pequeña biblioteca en casa también animará a los niños a leer más.

4. Escuchar las modas en los libros
Ofrecer a los pequeños los libros que están más de moda, aquellos de los que se hablan en los recreos o pasillos del colegio, es una buena forma de hacerles entrar en la literatura. Por eso, debemos estar atentos y proponerles aquellas colecciones y sagas que más se leen en cada momento y a cada edad.

5. Ponerle audiolibros
A los niños a los que les da pereza leer libros podemos proponerles audiolibros. Es una manera maravillosa para introducirles en el mundo de los libros, poco a poco, de una forma más atractiva.

6. Las lecturas se pueden compartir
Animar a los niños a que compartan con sus compañeros de clase, amigos o demás conocidos los libros que se han leído es una magnífica forma de que se animen a leer. Comprobar que sus amigos son entusiastas de la lectura hará que tu hijo también quiera devorar libros.

7. Proponer un género literario que le guste
Cada niño es diferente, pero por lo general, los libros de aventuras suelen entusiasmar a los niños. Por lo tanto, puede ser una buena forma para 'engancharles'. El género del misterio también suele ser muy exitoso entre los pequeños.

8. Dedicar un rato de la clase para la lectura
¿Y si dedicamos un ratito al final de cada clase a que los niños lean el libro que más les guste? ¿Y si guardamos un rato antes de dormir o antes de cenar, para leer toda la familia un libro de nuestro interés? De esta forma conseguiremos que la lectura forme parte de la vida de nuestros hijos y de la nuestra propia.

¿Qué otros trucos utilizáis para fomentar el hábito de lectura entre vuestros hijos? ¡Bienvenidos al maravilloso mundo de la lectura!