Los 9 minutos más importantes en la vida de un niño

Sencillas cosas que hacen que los niños sean más felices

Lidia Nieto
Lidia Nieto Editora Jefe

Si me preguntarán qué es lo más importante que tengo en la vida, creo que no le daría tiempo a la otra persona a terminar la frase, porque rápidamente contestaría que mis dos hijas. Aún a día de hoy, me cuestiono a mí misma cómo dos personas a las que nunca había visto la cara (bueno, sí, por una ecografía) y que no conocía de nada han podido llenar tanto mi vida. Desde que llegaron al mundo, mi vida es su vida, y viceversa, por eso me preocupo de que sean felices y que no les falte de nada. A veces, eso que buscamos tanto está en pequeños detalles en los que no nos percatamos en nuestro día a día. Descubres cuáles son los 9 minutos más importantes en la vida de un niño. 

¿Cuáles son los minutos más importantes en la vida de un niño? 

los 9 minutos más importantes en la vida de un niño

Todos los padres nos quejamos de lo mismo: nos falta tiempo para estar con nuestros hijos y cuando lo tenemos - los fines de semana en su mayoría- estamos tan cansados que no les dedicamos toda la atención que se merecen y, entonces, aparecen los lamentos. 

Desde Guiainfantil.com te decimos bien alto y bien claro que ¡fuera culpas! Para que tu hijo sea feliz solo necesitas dedicarle 9 minutos de tu tiempo. Sí, de las 24 horas que tiene el día, es decir, 1.440 minutos, únicamente tienes que reservarte 9 minutos. De primeras no parece mucho, ¿verdad? Ahora, eso sí, este corto periodo de tiempo está elegido estratégicamente para que el pequeño no solo sea plenamente feliz, sino para que lo pueda ser desde que se levanta hasta que se acuesta. ¡Coge tu agenda y apunta! 

3 minutos antes de despertar
Si bien es cierto que por las mañanas todos vamos con prisas y con la hora pegada, quizás deberíamos empezar a cambiar esta forma de actuar. Y es que para los niños (y para los adultos) es mejor despertarlos con un dulce beso sobre su mejilla y no con un 'Date prisa'. Te animo a que pruebes a darles un poco de amor y cariño en lugar de dejarte llevar por el tic tac del reloj y empezar a encender las luces o a subir las persianas de golpe y correr las cortinas.

3 minutos después de volver de colegio
Después de casi 8 ocho horas dentro de un aula (aquí hay que descontar el recreo y la hora de la comida), los niños salen con ganas de contarles a sus padres cómo les ha ido en el colegio y, aunque no te cuenten todo lo que te a ti te gustaría, si tienen necesidad de expresar lo que sienten. ¿Qué tal si empezamos a dedicarles un poco de tiempo -hablo solo de tres minutos- y a mostrar interés en lo que dicen para que así vayan ganando más confianza en ellos y, sobre todo, en nosotros?

3 minutos antes de dormir 
Y si hemos empezado el día con amor y no ha ido tan mal, ¿por qué no hacer lo mismo en los últimos instantes antes de irnos a dormir hasta el día siguiente? Acompaña a tu pequeño a su habitación, espera a que se meta en la cama y cuando esté allí, dale un abrazo muy fuerte y despídete de él con un beso. Será una forma de que el pequeño esté más tranquilo y relajado, pueda conciliar mejor el sueño y se despierte al día siguiente con la energía suficiente para afrontar un nuevo día con ilusión. También puedes aprovechar para leerle un cuento, pero eso te llevará más tiempo. ¡Tú decides!

Se trata de esos momentos a lo largo del día en los que el pequeño necesita más que nunca la presencia y el apoyo de sus padres. ¿Estamos ahí? Hazlo por él, pero también por ti y por la felicidad de ambos.

Puedes leer más artículos similares a Los 9 minutos más importantes en la vida de un niño, en la categoría de Ser madres y padres en Guiainfantil.com.