Cómo quitar el chupete al bebé

El niño debe dejar el chupete antes de ingresar a la escuela

El chupete cumple la función de calmar o tranquilizar al bebé mediante la satisfacción de su reflejo de succión. Quitar el chupete al bebé requiere tiempo y paciencia. El chupete tiene numerosos beneficios durante la primera etapa del desarrollo del bebé, entre ellos, como han revelado algunos estudios, la prevención de la muerte súbita del lactante. No obstante, nunca debe ofrecerse el chupete demasiado pronto, es decir, nunca antes del mes o mes y medio de vida, hasta que no esté bien instaurada la lactancia materna

Beneficios del chupete para los bebés

Quitar el chupete al bebé

Sin embargo, es importante que el chupete no se retire demasiado tarde, es decir, más allá de los 3 años de edad. A corto plazo no crea ninguna dificultad en su desarrollo, pero el uso continuado del chupete crea un hábito y cuanto más lo usan más lo quieren. Es recomendable que a partir del año y medio, los bebés empiecen a usar el chupete sólo para dormir, ya que a partir del año o el año y medio, la necesidad natural de chupar de los niños disminuye, a medida que ganan en autonomía e independencia. En esta etapa, los bebés viven un intenso proceso de evolución hacia un desarrollo superior, son más activos en general, pero el chupete continúa siendo una herramienta que les ayuda a relajarse. 

A los dos años de edad, el niño utiliza el chupete como un juguete para succionar. Olvidarse del chupete antes de los 2 años, evitará que el bebé recurra a los dedos como elemento de sustitución. La recomendación general de los pediatras es que el bebé deje el chupete antes de los 3 años de edad, es decir, antes de que comience la escuela o la Educación Infantil.

Para quitar el chupete a tu bebé, puedes seguir los siguientes consejos

1. Cambia el chupete por vasos para sorber, que fomentan el desarrollo de la coordinación entre la vista y las manos, y ayudan a poner fin al hábito del chupete.

2. Habla con el niño y recuérdale que ya es mayor, que ya va a la escuela y que no necesita chupete.

3. Pon metas al niño, como por ejemplo, que use el chupete solamente para dormir, y prémiale por conseguir esas metas.

4. La reafirmación positiva funciona bien con los niños de más de un año. Así que elogia a tu hijo cuando se comporte como un niño mayor.

5. Date tiempo para que tu hijo abandone el hábito del chupete, mejor ir poco a poco. Elige el mejor momento para él, siempre en una situación tranquila y relajada, que no coincida con cambios importantes en su vida o en la vida familiar que puedan afectarle. Si se mueven los dientes del niño, habla con el dentista y pide consejo.