5 conductas que debemos corregir a los niños de manera inmediata

Debemos educar a nuestros hijos en valores como el respeto, la amistad o la empatía paz

Claudia Johana Mesa Córdoba

Si los niños vinieran con un manual de instrucciones debajo del brazo todo sería más fácil, ¿verdad? Por desgracia eso no es así, por eso como padres tenemos la obligación de cuidarles, mimarles y observarles. Y es que a través de la observación seremos capaces de detectar esos comportamientos que pueden ser negativos para ellos. Estas son las cinco conductas que debemos corregir a los niños inmediatamente.

Educar al niño en el valor del amor y la empatía

conductas que debemos corregir a los niños

Los niños son la clave perfecta para un cambio y evolución hacia un mejor futuro. Con buena educación y siendo ejemplares aportamos sabiduría y amor a un planeta muy necesitado de ello. Todos podemos poner nuestro granito de arena y, los que somos padres tenemos el poder de cambiar una parte del mundo de nuestros hijos y el de la sociedad cercana.

¿Cómo podemos hacerlo? Entre otras cosas, corrigiendo conductas negativas en los pequeños de casa para que sean adultos que fomenten la paz, amistad, respeto, valores y todo aquello que aporte beneficios a sí mismo y a su entorno. Aquí somos los  padres los verdaderos protagonistas, los que con una educación ejemplar pueden guiar a sus hijos para que vivan en un planeta donde el amor y la tranquilidad sea la chispa que motive a mejorar.

Tener un hijo es algo maravilloso y los que disfrutan de este regalo lo saben. Educarlos y guiarlos no es fácil y más cuando la vida te pone en circunstancias complejas. Sin embargo, es allí donde la fortaleza y las mejores actitudes salen a la luz para afrontar las tempestades que se van presentando.

Cuando los niños van creciendo, empiezan a cuestionar las relaciones personales y la forma de interactuar con su entorno. Los amigos en la etapa de crecimiento son la mejor de las opciones para desarrollar habilidades comunicativas y de empatía con los demás.

Cuando un niño no está guiado adecuadamente empieza a rechazar los procesos naturales de comportamiento y desarrollo que deberían generarse con amor. Entonces comienza los temidos ‘dolores de cabeza’ para algunos padres cuando observan que el comportamiento de su niño es inadecuado.

Comportamientos que nos debemos permitir en los niños

conductas y comportamientos infantiles

Me gustaría compartir algunas reflexiones sobre actitudes que pueden tener tus pequeños, que parecen inofensivas en un inicio y que quizás tengan consecuencias futuras. Guiémosles para que puedan relacionarse y fluir con su entorno desde el amor y el corazón.

1. Malas palabras o gestos despreciativos
Observa la forma de jugar de tu niño o niña. Los padres suelen pensar lo mejor de sus hijos, esto es normal y además bueno. Pero hay juegos que aunque parezcan inocentes pueden fomentar emociones y conductas negativas en tu pequeño y que además normalizan la violencia, por ejemplo, los juegos de lucha. Observa si hay algún tipo de dureza, malas palabras o gestos despreciativos hacia los demás. Si lo hay, no dudes en buscar soluciones para que estas situaciones no se repitan. En estos casos, el diálogo y una buena comunicación afectiva es la clave.

2. Falta de respeto hacia otros
Prestemos atención a la forma en la que los niños se expresan de otros. Puede que no demos importancia cuando inocentemente los niños dicen de otros que son malos o tontos, pero es importante corregir estas expresiones. Cuando le permitimos que se expresen así de otros, les estamos diciendo que es normal que otros se expresen así de ellos y así se normalizan actitudes que generan inseguridades futuras.

Si les educamos respetando a los demás, ellos crecerán teniendo claro la valía de los seres humanos, independientemente de sus capacidades físicas o psicológicas. También fomentaremos el amor propio para que tengan la mejor actitud ante personas tóxicas que quieran expresarse mal de ellos.

3. Exigen en lugar de pedir
¿Cómo llaman la atención tus hijos: la exigen o la piden? Si la exigen, puedes hacerles entender la forma correcta de pedir lo que desea. No ceder hasta que no lo pida correctamente es muy importante para que interioricen el aprendizaje. Si lo permites, les estarás diciendo que esa es la forma correcta y ocasionar posible rechazo en el entorno, sobre todo si quieres que tus hijos crezcan en ambientes de amor y respeto.

4. No muestra empatía con los demás
Respetar los espacios de los demás hará que vea de forma natural que otros también deben respetar su espacio. Esto les hará fuertes y seguros de sí mismos. Pensarás que esto es algo difícil y hay quien piense que ilusorio. No cabe duda que es algo complejo, pero con paciencia posible. Por ejemplo, en el caso del espacio que necesitan los padres, explícale a los niños qué cosas son importantes para ti, porque lo son y cómo te sientes cuando puedes realizarlas. Fomenta la empatía haciendo que se ponga en tu lugar, coloca por ejemplo, algo le guste mucho pero que ahora tú no le permites hacer (Escuchar y observar su reacción te dará más pistas para hacerle comprender).

5. Dificultad para aceptar errores o reprimendas
Si el niño se siente atacado cuando le regañas y no sabe aceptar sus errores, puede deberse a falta de autoestima. Quizás piense que es menos valioso por el error y por ello le cueste reconocerlo. Observar estas actitudes nos ayudan a ofrecer la mejor solución y elegir las palabras adecuadas de forma empática, para reforzar su valía a pesar de la equivocación.

Pongamos el mejor de los granitos de arena: Una educación consiente para tus hijos en la que la observación, la comunicación, la acción, la empatía y el amor ayuden a construir un mundo mejor en el que ellos puedan relacionarse siendo muy felices.

Puedes leer más artículos similares a 5 conductas que debemos corregir a los niños de manera inmediata, en la categoría de Conducta en Guiainfantil.com.