El fabuloso juego casero de los botes para enseñar a los niños a sumar

Enseña matemáticas a tus hijos o alumnos con este entretenido juego educativo

Guiomar Toledano
Guiomar Toledano Maestra de Educación Infantil

Cuando aprenden a contar, los niños ven sumas por todos lados, incluso algunas son invisibles a ojos de los adultos, cómo por ejemplo, pueden sumar las velas que hay en el salón, el número de coches que tienen etc. Para seguir trabajando las operaciones matemáticas más sencillas, en esta ocasión te proponemos (redoble de tambores) ¡el fabuloso juego casero de los botes de yogures! Es una actividad ideal para enseñar a los niños a sumar de una forma más práctica.

Este ejercicio está pensando para los niños que están aprendiendo las sumas. Se trata de una actividad que se puede adaptar según la edad de los niños y niñas. Por ejemplo, con los niños de 4 años (de segundo ciclo de la Educación infantil), podemos hacer sumas cuyo resultado no supere el número 10. Pero según vayan creciendo, podemos hacer las sumas un poco más complicadas.

Paso a paso del juego casero de los botes

Materiales:

  • Botes de yogures líquido
  • Lápiz
  • Tijeras
  • Pegamento
  • Palos de helados de colores o lisos
  • Goma eva
  • Números de goma eva (opcional)

El juego casero de los botes para enseñar matemáticas

Cuando los niños y niñas comienzan a sumar en la escuela vuelven a casa y quieren seguir sumando o ir contando todos aquellos objetos que encuentran a su camino. Es su manera de demostrarnos a los adultos que son capaces y que saben hacerlo. Buscan la aprobación de los adultos que los rodean y nosotros debemos de sacar partido a estas situaciones. ¿Cómo? Con actividades como esta y mirando a nuestro alrededor como si fuéramos de nuevo niños y niñas.

Para llevarla a cabo, hay que seguir estos 5 sencillos pasos. Puedes preparar todo tú solo o involucrar a los niños y pasar una divertida tarde de manualidades. Al ser un paso a paso sencillo, con materiales fáciles de conseguir, los niños pueden participar en la fabricación, pero ¡siempre con supervisión de los adultos!

Vamos allá:

1. Limpiamos bien el interior de los botes de yogures líquidos y dejamos secar bien.

2. Si tenemos números de goma eva pegamos cada número en un bote. Si no tenéis números de goma eva, podéis fabricarlos de manera casera rápidamente. Os lo explico en el siguiente paso.

3. Con un lápiz dibujamos el número sobre la plancha de goma eva, recortamos y pegamos. Podéis utilizar materiales de distintos colores para que el aspecto de vuestro juego sea más bonito y, además, trabajéis los colores también. Puede ser una buena oportunidad, por ejemplo, para ir nombrando los distintos colores en inglés mientras lo fabricáis.

4. Repetimos la misma operación con el símbolo de la suma (+) y el igual (=).

5. Podemos decorar los palos de helados con dibujos o pintándolos de diferentes colores para que queden más bonitos.

Y listo, ya solo queda formar sumas e ir introduciendo tantos palitos como sea necesario.

Cómo enseñar a los niños a sumar con este ejercicio

Esta manualidad resulta muy entretenida para los niños. Es genial para enseñar a los niños a sumar de una manera más práctica y que, por tanto, les permita comprender este concepto matemático. Para que sea aún más enriquecedor el ejercicio, se puede llevar a cabo de varias maneras diferentes:

- Son los propios niños y niñas los que se ponen sumas a ellos mismos.

- El adulto les pone la suma para que ellos calculen el resultado.

- El adulto en vez de mostrar los botes con los números, colocan los palos para que busquen los botes correspondientes a la cantidad de cada palo.

Se introducen tantos palos como nos indique cada bote, de esta manera los niños y niñas llevan a cabo el conteo y les será más visual el concepto de sumar, que es 'agregar', 'añadir', etc.

Estos son los beneficios que aporta esta actividad

Enseñar a los niños a sumar con este juego

Son varios los beneficios que obtienen los niños y niñas al llevar a cabo esta actividad, entre ellos destaco los siguientes:

- Atención, concentración y observación
Durante todo el proceso es fundamental captar la atención, concentración y observación de los niños y niñas, como medio para que el resultado sea satisfactorio. Esto lo conseguiremos con un clima tranquilo y al realizar la actividad en un entorno en el que los pequeños se sientan cómodos, con unas condiciones de luz adecuadas.

- Discriminación
A la hora de hallar el resultado el niño y niña debe de realizar una discriminación y diferenciación del número. Descartando así el que no corresponda.

- Psicomotricidad fina
Cogiendo e introduciendo cada palo dentro del bote correspondiente. Los niños trabajan la coordinación entre la mano y el ojo, además de practicar movimientos de la mano como la pinza.

- Autoestima y confianza en sí mismos
Al haber trabajado las sumas de una manera lúdica, amena y divertida conseguimos que los niños y niñas tengan confianza en sí mismos de cara a las matemáticas, que se sientan seguros cuando estén frente a ellas, de esta manera estaremos potenciando su autoestima y confianza y firmeza, que será clave en su futuro cuando se enfrenten a esta materia.

Os animo a probar este juego con vuestros alumnos o hijos. ¡Les encantará estudiar matemáticas de una forma tan divertida!