Nuevo método Singapur para ilusionar a los niños con las matemáticas

Una buena alternativa para enseñar matemáticas en el aula divirtiendo a los alumnos

Jorge Marín Labbe
Jorge Marín Labbe Formador Educacional

Las grandes historias ocurren cuando alguien decide jugar y romper con la misma corriente. Es la firme convicción de querer transformar nuestro ambiente. Dicho de otro modo, cuando dejamos de trabajar sistemáticamente y decidimos jugar. En eso pensaba cuando estaba observando el Método Singapur, una alternativa para enseñar matemáticas a los niños de una forma diferente que busca volver a ilusionarles y motivarles por los números.

Por qué implementar el método Singapur en el aula

Qué es el método singapur para enseñar matemáticas

En Chile, el método Singapur lleva probándose con varios cientos de alumnos de enseñanza básica en los últimos años. Obviamente el objetivo es mejorar los resultados de los niños y, para ello, los colegios que lo empezaron a aplicar quisieron ver otras estrategias ocupadas tanto en Hong Kong como en otros sectores de Oriente. Es así como llegaron hasta esta nueva forma de enseñar matemáticas.

Como profesor, a menudo me pregunto cómo podemos buscar nuevas formas de enseñar a los niños las diferentes materias escolares, de una forma más divertida. Y esto me lo pregunto aún más en matemáticas porque es una disciplina que se ha enmarcado en una forma de pensamiento tan estructurada y con tan poco espacio a la creatividad que se hace necesario jugar y desafiarse con nuevas formas para enseñar.

Pero como es algo novedoso, obviamente estos cambios traen consigo resistencia y acomodo. Piensen que es cambiar una forma para aprender que está muy encorsetada en nuestra cultura. No es llegar y plantear algo, sino que significa aprender a caminar nuevamente. Y es más difícil aún cuando te dicen que tu antigua forma de andar ya no se aplica.

Sin embargo, aunque resulta un cambio de pensamiento complicado de emprender para los centros, los estudios demuestran que su implementación resulta positiva para los alumnos. Una investigación publicada en la revista chilena Calidad de la Educación titulado 'Qué y cuánto aprenden de matemáticas los estudiantes de básica con el método Singapur', escrita por investigadores asociados al Centro Félix Klein, explican que esta técnica tiene un gran potencial y efectividad entre los alumnos. Además de mejorar el aprendizaje, reduce la brecha de género que suele existir en lo relacionado con las matemáticas entre niños y niñas.

¿En qué consiste esta herramienta para los niños?

Los beneficios del método Singapur para los niños

Para tener en cuenta, este método tiene los siguientes principios:

- Se pretende mirar las matemáticas no desde la simple pizarra, sino desde otro ojo.

- Todo se inicia con un cuento, con una historia de vida que le puede llegar al niño. Luego se busca reconstruir esta vivencia haciendo figuras de plástico o con otro material. La idea es, a partir de estas figuras, vincular estas creaciones con los conceptos abstractos.

- Los profesores son solo mediadores de esta experiencia. Ellos toman de la mano a los alumnos y los conducen a nuevos caminos.

Es un sistema dado para formar 'competencias blandas', es decir, estas habilidades que antes no se consideraban parte de la formación académica. Este sistema es alumno-céntrico, no se propone desde el punto de vista del adulto, lo que desafía al niño a ser el protagonista de su propia historia.

Los beneficios de poner en práctica el método Singapur

Enseñar matemáticas a los niños con el método Singapur

¿Y cuáles son las principales ventajas de empezar a aplicar el método Singapur en las aulas?

1. Adentrarse más en el mundo de las matemáticas
Un efecto de este método sería descubrir el porqué de las fórmulas, los motivos que movilizaron a crear estos símbolos matemáticos, cuál es el alma de los teoremas, etc.

2. Fomentar el pensamiento crítico y el trabajo en equipo
Como se imaginan, el pensamiento crítico es justamente el que debe aparecer, motivando además que los resultados sean un producto de un equipo de trabajo. Es decir, la empatía, construir acuerdos con otro y planificar un trabajo en comunidad sean el real objetivo para aprender matemáticas.

3. Permite 'ver' las matemáticas
La gran ventaja es que los números se hacen visibles, dejan de ser contenidos teóricos que no están en la experiencia de uno generando una vinculación entre lo especulativo y lo concreto, lo que hace más vivencial y cercano el estudio de este contenido.

4. Estimula la continua formación del profesorado
Igual hay que estar atento a una realidad, ya que este es un sistema tan nuevo y difícil de aplicar que pueden existir mucha rotativa de profesores. Es aquí donde deberíamos poner atención a la hora de aplicar correctamente este método. La formación de los docentes en cuanto a la calidad. Uno puede obtener todas las herramientas que permiten esta metodología, pero hay que asumir que no todos están formados con esta metodología de pensamiento.

De igual forma, este método nos está moviendo a un ejercicio sano. A que el verdadero aprendizaje es cuando tocas la fibra del niño y lo haces parte del proceso educativo. Es importante entonces también revisarse y evaluar si efectivamente estamos comprendiendo en su fondo este nuevo estilo de aprendizaje.

Puedes leer más artículos similares a Nuevo método Singapur para ilusionar a los niños con las matemáticas, en la categoría de Matemáticas en Guiainfantil.com.